Mercedes Milá
Mercedes Milá posa en la presentación de la novena edición de 'Gran hermano'. ISRAEL ÁLVAREZ

La primera gala de Gran Hermano 9 en jueves consiguió superar los excelentes datos en su estreno en domingo, cuando registró un impresionante 28,7% de cuota de pantalla.

La gala de presentación de concursantes conducida por Mercedes Milá atrajo hace seis días a 3.497.000 telespectadores.

Este jueves, el concurso se superó a si mismo en 2 puntos y consiguió elevar la cifra de los jueves de la cadena, Hormigas Blancas, en más de 10 décimas. El abandono de Mayte , las nominaciones de los concursantes y otras sorpresas hicieron que 3.789.000 espectadores se interesaran por la primera gala del concurso. El espacio anotó una media de 30,7% de share medio.

En el late night, la conexión en directo con la casa barrió a la competencia al marcar un 33,6% de cuota de pantalla. Más de un millón de espectadores (1.085.000) no se fueron a dormir hasta que la conexión en directo no quedó en off.