El secretario general de Comisiones Obreras, Ángel Hernández, ha apuntado la "consolidación" de las "grandes centrales sindicales" como la suya, UGT y CSI-F en las elecciones celebradas en la Junta de Castilla y León frente a otras organizaciones más pequeñas o de carácter más sectorial.

Hernández, en una rueda de prensa enmarcada en la jornada 'Perspectiva de género en la legislación laboral', ha asegurado que las diferencias con las que partían estas grandes centrales sindicales porcentualmente, de votos y delegados "son las mismas".

Sin embargo, ha incidido en que se aprecia "en general" una disminución de aquellas organizaciones más pequeñas que tenían "un aluvión" de delegados en los diferentes frentes electorales, que se han consolidado en CCOO, UGT y CSI-F, además de registrarse una pérdida de votos y de "peso" de los sindicatos sectoriales o "más corporativos".

También ha señalado que a pesar de la pérdida de empleados públicos en la Junta el número de delegados ha sido similar al de la campaña anterior, algo que considera que se si se trasladara al resto de los escenarios de elecciones sindicales, hubiera supuesto la elección de miles de delegados menos frente a la disminución de sólo dos en la Junta.

"Si el número de trabajadores menos en en la Junta se trasladara a empresas de hasta diez trabajadores, se habrían dejado de elegir cientos de delegados", ha afirmado Ángel Hernández, quien ha señalado que es un ejemplo de lo que se ha analizado al hacer una lectura del ciclo de elecciones sindicales cerrado en diciembre, algo que ha atribuido a los cierres y las disminuciones de plantilla, como condición general.

"En esa liga, ayer era un partido importante en el que para CCOO el aporte de delegados de la Junta es muy importante pero hay que tener en cuenta que el aporte va a ser rondando los 190 y CCOO tiene otros 5.200 delegados más, que por eso el primer sindicato de Castilla y León y de España", ha añadido.

UGT

Por su parte, el sindicato UGT ha aseverado que ha ganado las Elecciones Sindicales, pues se mantiene como primera fuerza en Castilla y León, con el 21,74 por ciento de los delegados y con un incremento con respecto a los que obtuvo en 2012, con un total de 210 en la totalidad de unidades electorales de la Junta.

La Federación de Servicios Públicos (FSP-UGT) ha querido agradecer la confianza depositada en la Organización y se ha comprometido a trabajar "por los Empleados Públicos de esta Comunidad con la misma intensidad".

Consulta aquí más noticias de Valladolid.