Los turistas españoles en Cancún (México) permanecerán en esa zona y no serán evacuados en las próximas horas, como se había previsto en un principio, al decidir la autoridades mexicanas no ejecutar el plan de evacuación, ya que se prevé que el huracán Dean no afecte directamente a esa zona turística.

Según el Ministerio de Exteriores, la situación está "bajo control" y en Cancún se encuentra desplazada la cónsul española, Pilar Terren, quien está en contacto con los operadores turísticos y las autoridades de Protección Civil mexicanas.

Los vuelos en el aeropuerto de Cancún están restringidos

Fuentes del departamento de Miguel Ángel Moratinos han explicado que el Gobierno mexicano ha decidido no ejecutar el plan de evacuación previsto en un primer momento porque, según las previsiones, el huracán Dean golpeará lejos de la zona turística y afectará a zonas no pobladas en las próximas horas.

Los vuelos en el aeropuerto de Cancún están restringidos y sólo se permiten salidas de las compañías aéreas que así lo deciden de forma voluntaria.

En la zona de Cancún hay unos 7.000 turistas españoles, según estima Asuntos Exteriores, que recomienda a los españoles mantener la calma y esperar a que pase el ojo del huracán.

Por otra parte, las mismas fuentes informaron de que el paso del huracán Dean por Jamaica no ha causado ningún problema a los residentes y turistas españoles.

Todos los españoles, tanto la colonia de residentes formada por 90 personas, como los 7.780 turistas, están "contactados y bien".