El Ayuntamiento de Valladolid ha celebrado este martes reunión de la Comisión de Seguimiento, Vigilancia y Control de la Contratación en la que, como ha explicado el portavoz del Grupo Municipal Popular y presidente del citado órgano, Jesús Enríquez, ha transcurrido con "tensión" principalmente entre el PP y el PSOE por las diferencias en el funcionamiento del mismo.

Tanto Enríquez como el portavoz del Grupo Socialista, Pedro Herrero, han explicado a los medios de comunicación sus posiciones con respecto a la Comisión, después de que en el último Pleno se aprobara una moción en la que se establecía la necesidad de acordar un Plan de Trabajo y de que los expedientes que se estudien en este órgano sean justificados y autorizados por las distintas comisiones ordinarias.

El concejal 'popular' ha insistido en acusar al equipo de Gobierno —formado por el PSOE y Valladolid Toma la Palabra— de querer "maniatar" el trabajo de esta Comisión añadiendo "más trabas y mordazas", como la necesidad de que las otras comisiones aprueben previamente la remisión de los expedientes.

Precisamente, por este motivo este martes no se ha trabajado en la Comisión sobre los expedientes que proponía Jesús Enríquez, referidos a la tramitación de emergencia para la contratación de la señalización horizontal de diversas calles, los arrendamientos de naves con destino al Servicio de Limpieza, adjudicados en los 2001 y 2002 a empresas vinculadas con el exjefe de Mantenimiento; la rehabilitación del inmueble de la Plaza de Santa Ana ocupado por el servicio de Tributos y los contratos celebrados con motivo de la Fiesta de la Moto.

El portavoz socialista ha recalcado que el acuerdo del Pleno señala que cualquier comisión ordinaria "tiene capacidad de control y vigilancia de la contratación", por lo que el equipo de Gobierno entiende que al órgano cuya reunión se ha celebrado hoy lleguen los asuntos más "peliagudos" o "con algún indicio de irregularidad".

Por ello, el PSOE aboga por que cuando se remita un expediente a la Comisión de Control se acuerde previamente en el órgano correspondiente después de que el grupo municipal interesado motive la petición. "Lo lógico es que quien lo plantea tenga que motivar el por qué y que sea la comisión la que adopte el acuerdo, bien por unanimidad o bien que lo voten", ha explicado Herrero, quien ha matizado que "en la mayoría de los casos se aprobará por asentimiento".

"Lo que no puede ser es que porque un grupo diga que quiere ver un expediente haya que remitirlo de oficio a la comisión", ha añadido el portavoz socialista, que ha reprochado que Jesús Enríquez, como presidente, plantea llevar expedientes "sin motivación clara, simplemente porque le apetece".

"La pregunta es por qué pide usted los expedientes de la Fiesta de la Moto, si hay algún indicio de irregularidad o ha visto un montón de paja y va a buscar un alfiler", ha planteado Herrero, que ha recalcado que el resto de grupos no está "para hacer los coros" al PP.

Pedro Herrero ha recordado que todos los grupos tienen "libertad" para pedir un expediente de contratación para estudiarlo y analizarlo y si hubiera alguna irregularidad "denunciarlo públicamente e incluso ir a los Juzgados", como recuerda que ha hecho en varias ocasiones el Grupo Socialista, tanto en sus años como oposición, como recientemente en el caso de las naves alquiladas a empresas vinculadas con Samaniego.

En todo caso, el edil socialista ha asegurado que su Grupo no se opondrá a que lleguen expedientes a la Comisión, tal y como asegura que ha sucedido en estos meses de mandato municipal, pero ha apostado por establecer un reglamento, "una forma sensata de trabajar porque si no, esto es un desmadre".

Propuestas para el plan de trabajo

En este sentido, se ha explicado que en la Comisión celebrada este martes se ha acordado que la Secretaría General refunda las propuestas de los grupos para elaborar un plan de trabajo de este órgano que, según Jesús Enríquez, se llevará a la próxima reunión.

El representante 'popular' ha considerado que en la sesión celebrada esta mañana sólo el PP y el Grupo de Ciudadanos han sido "realmente proactivos", mientras que el Grupo de Sí Se Puede y el concejal no adscrito han realizado "alguna aportación", mientras que a reprochado que el representante de Valladolid Toma la Palabra, el teniente de alcalde Manuel Saravia, "no ha intervenido".

Enríquez ha lamentado que por parte del equipo de Gobierno "todo es poner palos en las ruedas" en esta Comisión, ya que los asuntos planteados para hoy deberán solicitarse ya a través de las ordinarias. "Se quiere taponar los expedientes para que lleguen a cuentagotas", ha criticado el portavoz del PP, quien entiende que con las medidas planteadas en la moción se retrocede a "estadios nunca vistos".

En todo caso, el representante 'popular' ha apuntado que no se opone a tener que "motivar" la petición de los expedientes, pero está en contra de que se deba votar la remisión en las comisiones ordinarias, pues lo considera cercano al veto y, ha añadido, es algo que "no promueve la transparencia".

Tras apuntar que también ha planteado solicitar en Comisión la remisión de los expedientes relativos a la contratación de los programas Vallatarde y Vallanoche, Jesús Enríquez ha recordado que en el caso de los contratos de la Fiesta de la Moto su grupo reclama los mismos desde "hace más de un mes" y todavía no ha recibido la información.

A este respecto, Pedro Herrero ha defendido que el PP debería haber solicitado directamente los expedientes y no hacerlo por vía de esta Comisión. "Mi experiencia es que es más rápido hacerlo tú directamente, porque en las comisiones a veces se producen discusiones bizantinas de una hora sobre interpretaciones jurídicas", ha ejemplificado.

Si en algo han coincidido ambos concejales ha sido en el objetivo final de este órgano, que sería que cuando se observen irregularidades o aspectos "mejorables" se formulen propuestas que permitan que los procedimientos de contratación en el Ayuntamiento sean más efectivos y transparentes.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.