La consejera de Educación de la Junta de Andalucía, Adelaida de la Calle, ha avanzado las primeras propuestas del grupo de trabajo constituido el pasado mes de noviembre para impulsar la adopción de medidas favorecedoras del éxito escolar entre el alumnado andaluz, con la intención de reducir los índices de fracaso y de abandono escolar temprano de los estudios.

En el seno de la Comisión de Educación celebrada este miércoles en el Parlamento de Andalucía, De la Calle ha aludido así, entre otras, a la conveniencia de incluir en el proceso de selección del profesorado requisitos relacionados con la psicología, pedagogía y habilidades emocionales que doten de herramientas de cara a la atención educativa del alumnado.

También han contemplado la figura de un mentor pedagógico durante los primeros años de desempeño de la función docente. Asimismo, estos profesionales han resaltado la importancia del carácter de obligatoriedad de la formación permanente y la imprescindible vinculación directa con la situación profesional docente.

Son algunas de las medidas iniciales más destacadas de un grupo que se encarga de trabajar en un parámetro en el que "en Andalucía, en estas últimas décadas, se han registrado enormes avances, pasando de altas tasas de analfabetización a un gran número de personas con titulación superior, con cifras testimoniales de analfabetismo y absentismo escolar, fenómenos reducidos a zonas con condiciones socioeconómicas muy determinadas".

Recordando la reducción en casi tres puntos respecto al año pasado de los índices de abandono educativo temprano, la consejera, que alude a la "tremenda" transformación experimentada en Andalucía, sin embargo ha declinado caer en la "autocomplacencia". "Queda mucho por hacer", ha afirmado, para agregar que, conscientes de esa necesidad de mejora, la comunidad andaluza "ha emprendido camino para conectar con las necesidades de los estudiantes del siglo XXI".

Con la participación de los agentes sociales implicados —De la Calle ha pedido la implicación de todos los sectores, pues "esto nos incumbe a todos"—, el grupo de trabajo ha contado ya con dos sesiones presenciales y una labor "fructífera" en éstas, al objeto de abrir el debate y la reflexión para poder elaborar por parte de la Consejería el Plan Andaluz para el Fomento del Éxito Educativo. Este documento final, que incluirá objetivos claros y medidas concretas, se convertirá en la hoja de ruta de la educación en Andalucía en los próximos años.

Estas ideas han incidido, entre otros puntos, en la función docente y directiva, "aspecto clave para hacer posible un sistema donde calidad y equidad vayan unidas y garantice el máximo desarrollo de cada persona", así como compensar los desequilibrios culturales sociales y personales que puedan existir.

Otro de los aspectos abordado por el grupo ha sido la formación. Para estos expertos alcanzar el éxito escolar y educativo del alumnado pasa por unos profesionales "muy capacitados y cualificados". Así, creen que es necesario cambiar la formación inicial y permanente del profesorado y vincularla a la práctica docente. El grupo de profesionales, ha explicado la consejera, ha puesto en valor la necesidad de establecer un modelo de formación inicial ligado a la realidad de los centros docentes.

Impulsar la evaluación

Durante su intervención, De la Calle ha informado de que el grupo ha debatido también sobre la metodología y el currículo de las enseñanzas porque consideran que "la única manera de mejorar los resultados es mejorando lo que sucede en las aulas". Para ello, es necesario la revisión y modificación del currículo con la incorporación de materias que incidan en el desarrollo de las inteligencias múltiples y la formación en competencias clave, así como con la introducción de la educación emocional en todos los niveles educativos.

Un plan que persiga el éxito educativo debe contemplar la atención a la diversidad de intereses y motivaciones del alumnado, no como respuesta a las minorías sino como la forma deseable y necesaria de llevar a cabo el proceso de enseñanza y aprendizaje para todo el alumnado, ha asegurado.

De esta manera, los expertos consideran "fundamental" diversificar la oferta educativa de Formación Profesional (FP) a los perfiles del alumnado para alcanzar la titulación e incrementar la FP Dual, así como las modalidades de enseñanza 'online', semipresencial y a distancia para personas adultas. También abogan por impulsar la Educación Permanente como opción de segunda oportunidad, incluyendo una oferta "flexible, con metodología práctica y ligada a los sectores de desarrollo económico y empleo de cada zona".

Otra de las medidas planteadas por el grupo de expertos es impulsar la cultura de la evaluación y la autoevaluación para que se detecten las fortalezas y también las posibles debilidades que permitan desarrollar las posteriores actuaciones y planes destinados la mejora del sistema educativo.

El último bloque abordado por el grupo de trabajo ha sido la participación, que es imprescindible para poder educar eficazmente al alumnado. En este sentido, instan a las instituciones educativas a fomentar estrategias positivas para fomentar la implicación de las familias, del alumnado y de todo el entorno del centro educativo.

Cuestión de "voluntad política"

Por parte del Grupo Popular, la parlamentaria María Francisca Carazo ha incidido en la necesidad de acometer reformas en el sistema educativo, una cuestión de "empuje, gestión, compromiso y voluntad política", criticando al respecto la "autocomplacencia" en la que incurre la administración andaluza.

"Poco podemos hablar de éxito educativo cuando no reconocemos que el sistema no funciona bien", ha asegurado Carazo, que ha aludido a las reformas estructurales "profundas e importantes" que se precisan para "poder hablar de mejorías".

La réplica de Podemos ha llegado de boca de la diputada Libertad Benítez, que ha afirmado que el mejor indicador de un éxito educativo "alcanzable" sería la superación de un modelo vinculado a "una bancarrota ética y moral", apuntando a fallas de educación más allá de lo académico, como la persistencia de casos de violencia de género o el 'bullying'. Asimismo, ha preguntado por los criterios para la selección de los miembros del grupo, toda vez que "muchos son miembros del 'staff' de la Junta".

La parlamentaria de Ciudadanos Marta Escrivá ha criticado que, en Andalucía, la educación no actúa como un pilar para la igualdad de oportunidades y ha puesto el foco en el maltrato a la FP, donde este curso más del 30 por ciento de los demandantes se ha quedado sin plaza, algo que "no se comprende si se quiere reducir la tasa de abandono".

Por último, la diputada del PSOE Msría Luisa Bustinduy ha tildado de "lamentables" las críticas a un plan que aún está iniciándose y que ha calificado de "ambicioso y certero". "Me hace gracia que el PP venga a criticar algo que se hace de forma consensuada con todos los actores: ahora los ciudadanos están pidiendo a gritos que los grupos nos pongamos de acuerdo", ha dicho.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.