La Diputación de Sevilla creó, en el año 2004, una estructura de participación que permitía incorporar la perspectiva juvenil en las políticas locales, mediante la creación de un órgano, al que se llamó Parlamento Joven, en el que jóvenes de 13 y 14 años, estudiantes de 2º de ESO, pudieran poner en común la visión que tenían de sus pueblos, planteando los problemas que les afectan y proponiendo mejoras que ayuden a resolverlos.

En esta edición del Parlamento Joven, de 2016, serán 30 los municipios sevillanos que van a formar parte del programa, que, además, incluye la participación de 34 centros educativos, 72 aulas, 650 parlamentarios y parlamentarias y un impacto en más de 1.500 alumnos de la provincia, a través de dichos parlamentarios.

"El futuro de la provincia, de la sociedad sevillana, tiene que pasar por la conciencia de la identidad de sus pueblos por parte de los más jóvenes. Si los chavales no saben lo que está pasando en los pueblos en los que ellos viven y en los de su entorno y, sobre todo, desconocen o no sienten que su participación es vital para la resolución de los conflictos, nuestros pueblos están muertos", opina el presidente de la Diputación, Fernando Rodríguez Villalobos.

Villalobos considera también, en su reflexión, que España vive en estos momentos una actualidad en la que se está poniendo de manifiesto la importancia de que la ciudadanía se ejerza de manera responsable. "El ciudadano tiene que estar instruido y entrenado en el ejercicio de su ciudadanía, para poder exigirnos a los políticos que estemos a la altura. Por eso considero importante que Parlamento Joven esté creando esta cantera de ciudadanos plenamente formados en la provincia. Sobre todo ahora, cuando la valoración de la política está en sus horas más bajas, es cuando hace más falta educar a los jóvenes en la participación y en el liderazgo".

Un "clásico" de la dinamización juvenil,

Con novedades

Parlamento Joven nace con una perspectiva de participación juvenil en los municipios, para conocer y facilitar esa participación de los jóvenes, a través de una metodología activa, dinámica y práctica, cuyas sesiones están empezando ahora, en enero.

Aunque se trata de "un clásico" de la dinamización juvenil de la Diputación, el año pasado Parlamento Joven inició ya un camino que se consolida como novedad en esta edición y que suma a la participación social y democrática la promoción de la cultura emprendedora.

Así, en cada municipio se propone la realización de un proyecto de acción que dé respuesta a algún déficit, problema o necesidad social o que contribuya a mejorar la calidad de vida de los vecinos ideado, planificado y ejecutado por los jóvenes parlamentarios. Se trataría de un conjunto de actividades articuladas con vistas a la consecución de uno o varios objetivos de mejora en un plazo establecido.

La Diputación, que financia Parlamento Joven con 58 mil euros, aportará los fondos para el desarrollo de uno de esos proyectos, el que haya sido seleccionado por acuerdo de los parlamentarios y parlamentarias, hasta un máximo de 400 euros, y apoyará su realización con la supervisión técnica de ADJs y Técnicos locales de Juventud.

Los ayuntamientos que participan en esta edición son: Almadén de la Plata, Almensilla, Aznalcázar, El Coronil, Guadalcanal y Pilas, que entran en esta edición por primera vez; además: El Viso del Alcor, Puebla de Cazalla, Arahal, Bollullos de la Mitación, Cantillana, Casariche, Castilblanco de los Arroyos, Cazalla de la Sierra, Constantina, El Pedroso, El Ronquillo, El Saucejo, Estepa, Fuentes de Andalucía, Guillena, La Algaba, La Campana, Roda de Andalucía, Paradas, Salteras, Tocina, Valencina de la Concepción, Villamanrique de la Condesa y Las Cabezas de San Jua

Consulta aquí más noticias de Sevilla.