El Consell de Govern ha manifestado este viernes su criterio favorable a la toma en consideración y tramitación de la proposición de ley presentada en el Parlament para modificar la Ley de función pública y que el catalán sea un requisito y no sólo un mérito para ser empleado público de la Administración autonómica, insular y local en Baleares.

Así lo ha anunciado el portavoz del Govern, Marc Pons, durante la rueda de prensa posterior al Consell de Govern, en la que ha asegurado que la decisión corresponde a "lo que hay en la calle, donde catalán y castellano se utilizan indistintamente".

(

Habrá ampliación)