La Junta de Gobierno, que se ha reunido este jueves en el Palacio Consistorial, ha dado luz verde al proyecto de presupuestos municipales para el año 2016, por un total de 188.474.400 euros, cifra similar a las del pasado año, con un incremento de unos 88.494 euros con respecto a 2015.

La concejala de Hacienda, Isabel García, acompañada por el concejal del Área de Interior, Francisco Aznar, ha sido la encargada de dar a conocer a grandes rasgos estos presupuestos que ha calificado de "realistas", adaptados "a las circunstancias que nos hemos encontrado de un ayuntamiento intervenido como es nuestro caso", y en el que los ingresos se han repartido "atendiendo a las necesidades de todas las Concejalías, garantizando la gestión eficaz de los recursos", sin disminuir las prestaciones sociales "y asegurando el mantenimiento de los servicios".

Por lo que se refiere al capítulo de Inversiones, la cifra asciende a 7,5 millones de euros, cerca del 4 por ciento del presupuesto, que se destinará a la compra a la Sociedad Casco Antiguo de inmuebles que está usando ayuntamiento, la adquisición de nuevos vehículos para la Policía Local y de material para el Servicio Contraincendios.

Así como a la mejora de infraestructuras, con 1,7 millones de euros, la mejora de inmuebles de atención social y la mejora de infraestructuras en barrios y diputaciones, donde se destinarán 518.000 euros de los cuales, el 42 por ciento, 218.000 euros, serán gestionados por la Juntas Vecinales.

El gasto corriente, que supone el 41,28 por ciento del presupuesto total, desciende por la revisión a la baja del IPC en los contratos concertados, de manera que se reducen el gasto en comunicación postal, arrendamiento de vehículos, celebración de eventos, mantenimiento de instalaciones deportivas y sistemas de vigilancia de tráfico, destacaba García. Mientras, tanto los gastos de personal (33,43 por ciento del total) como el gasto social se mantienen, según fuentes municipales.

Deuda de 167 MILLONES

La concejala de Hacienda también ha hecho alusión a la deuda municipal, que al cierre de 2015 asciende a 167 millones de euros "y, con los datos que tenemos, en 2016 estaremos en 148 millones, con lo cual rebajaremos la deuda en 19 millones".

Para Francisco Aznar, "la valoración que se puede hacer de este presupuesto es el gran esfuerzo que estamos haciendo por mantener los servicios sociales y los gastos de personal", pero "esperamos tener un presupuesto mucho mejor el año que viene".

"No podemos hacer milagros, habrá que priorizar en las inversiones en infraestructuras y en barrios, pero los vecinos deben saber que poco a poco intentaremos dar respuesta a sus necesidades", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Murcia.