Las obras realizadas en Santo Adriano de Tuñón sacan a la luz información de gran valor

Las actuaciones acometidas por la Consejería de Educación y Cultura en la iglesia de Santo Adriano de Tuñón durante los dos últimos años han aportado información de relevancia sobre la construcción del templo, tal y como se desprende de los trabajos promovidas por la Dirección General de Patrimonio Cultural y de los que es responsable el arqueólogo Sergio Ríos.
Obras en Santo Adriano de Tuñón.
Obras en Santo Adriano de Tuñón.
PRINCIPADO

Las actuaciones acometidas por la Consejería de Educación y Cultura en la iglesia de Santo Adriano de Tuñón durante los dos últimos años han aportado información de relevancia sobre la construcción del templo, tal y como se desprende de los trabajos promovidas por la Dirección General de Patrimonio Cultural y de los que es responsable el arqueólogo Sergio Ríos.

Según ha informado este domingo el Principado, en concreto, los frutos de la intervención arqueológica de seguimiento de las obras han sido la obtención de datos de gran valor acerca de la historia constructiva del edificio, la documentación de los restos de una construcción exenta de la iglesia, la constatación de la presencia de varias inhumaciones en fosa y tumbas de la época medieval, y el rescate de interesantes ajuares en relación con los enterramientos.

Desde la Dirección de Cultura recuerdan que las obras en Santo Adriano de Tuñón tenían como objeto la construcción de los drenajes en la fachada norte de la iglesia, para lo que se hizo necesaria la retirada de las tumbas contemporáneas y su realojamiento en los nichos que se dispusieron adosados al muro de cierre del cementerio parroquial.

Como consecuencia de la exhumación de los enterramientos contemporáneos en nichos y fosas, y del consiguiente movimiento de tierras en el cementerio, se descubrió que la finca alberga restos arqueológicos vinculados con la fundación altomedieval y con el desarrollo de las dependencias canoniales, a partir del siglo XII.

También afloraron los primeros testimonios de la ocupación funeraria histórica, que estaba oculta por la superposición de enterramientos de los siglos XIX y XX. Por este motivo, Patrimonio dispuso un seguimiento arqueológico mientras duró la actuación de retirada y traslado de tumbas.

Así, según la directora general de Patrimonio Cultural, Otilia Requejo, "la excavación permitió obtener datos de gran valor acerca de la historia constructiva del edificio".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento