La consejera de Infraestructuras y Ordenación del Territorio, Belén Fernández, ha descartado este martes posibles recortes en la actual oferta de bolsas de suelo industrial en Asturias por considerarla avalada y entender que es un "activo" para el desarrollo económico.

Fue la respuesta que la consejera ha dado al portavoz de Ciudadanos en la Junta General, Nicanor García, quien ha preguntado, en la comisión parlamentaria del ramo, si hay previsión de una posible revisión de la baja de las nuevas bolsas de suelo industrial en la tramitación urbanística.

García ha interpelado a Fernández si "realmente" existe una demanda de suelo de empresas que justifique la actual oferta, que la consejera ha cifrado en 1,8 millones de metros cuadrados, y ha querido saber si existen los estudios correspondientes que avalen su viabilidad o necesidad de adecuación. Ha recordado también que la tramitación de estas áreas conllevan una importante inversión por parte del Gobierno autonómico.

Según la consejera, la actual oferta está incluida dentro del plan vigente, que "fue avalado por una comisión de evaluación el 4 de noviembre de 2013", y que incluyó "estudios de necesidad y demanda por necesidades futuras de suelo", contando además con "el beneplácito de los agentes económicos y sociales en Asturias".

De los mencionados 1,8 millones de metros cuadrados, según Fernández, más de una tercera parte (unos 650.000, que se corresponderían con el área de Bobes) no tiene culminada la urbanización; otros 1,1 millones han sido promovidos desde Sogepsa (entidad autonómica) y el resto tiene diversa procendencia: municipal, estatal (por entidades como Hunosa o Sepes) o iniciativa privada.

En opinión de la consejera, se trata de una bolsa "suficiente para atender la demanda futura de suelo industrial a corto y medio plazo". "Está distribuida razonablemente por el cojunto regional, en 28 municipios", ha defendido. En lo que respecta a las promociones urbanísticas municipales de suelo industrial, considera que "impedir ese impulso desde el ámbito local no es conveniente", porque la oferta de suelo industrial "lejos de ser una rémora, es un activo territorial" para el "fortalecimiento de una base industrial fuerte y competitiva".

Ha recordado además que "los ayuntamientos tienen competencias urbanísticas que ejercen legítimamente, y el Principado no tiene por qué impedir su ejercicio", extremo que, según ha advertido, podría conllevar "responsabilidades patrimoniales".

Ha señalado además que los procesos de generación de suelo "se prolongan muchos años desde que se toma la iniciativa hasta que se culmina en un solar con servicio apto para acoger proyectos empresariales", y entiende que Asturias "no puede ver cercenado su crecimiento económico por no tener suelo industrial disponible".

Consulta aquí más noticias de Asturias.