La localidad valenciana de Paterna abrirá sus comedores escolares los 365 días al año para dar de comer a los menores sin recursos. Este servicio, que se irá prorrogando cada año, se sacará a licitación por 103.200 euros, se prestará en los colegios de La Coma y Vicente Mortes y prevé servir cerca de 200 menús cada fin de semana, según ha informado el consistorio en un comunicado.

Esta cobertura alimenticia de los menores más susceptibles del municipio, que se ha impulsado desde el Área de Sostenibilidad y Educación que dirige la concejal Eva Pérez, va a ser posible después de la modificación presupuestaria realizada para consignar de crédito suficiente la partida destinada a sufragar este servicio, que se sacará a licitación por 103.200 euros y que prevé servir más de 22.000 menús.

El alcalde de Paterna, Juan Antonio Sagredo, ha indicado que los fines de semana, los festivos y los periodos de vacaciones escolares, "todos los niños de Paterna tienen asegurado un plato de comida en los comedores de los colegios Vicente Mortes y La Coma" y ha explicado que el consistorio "también ha buscado la eficiencia y evitar derroches de comida con esta medida y, por ello, sólo se pagarán los menús que se sirvan".

Asimismo, el primer edil ha destacado la "gran acogida" que está teniendo en Paterna esta medida y, a este respecto, ha informado que sólo este último fin de semana, al comedor del CEIP de La Coma han acudido cerca de un centenar de menores, unos 50 el sábado y otros 35 el domingo. Por último, Sagredo también ha precisado que mientras el horario del servicio de comedor durante los días lectivos es de 13 a 15 horas, durante los días no lectivos será de 11.30 a 14.30 horas.

Consulta aquí más noticias de Valencia.