La secretaria de Empleo de CCOO de Cantabria, Laura Lombilla, ha alertado el alto porcentaje de temporalidad que domina el mercado laboral de la región, una cifra que alcanza el 94,86 por ciento de los contratos que se firmaron en junio, lo que supone una "cota histórica de precariedad" y que destaca sobre el descenso del paro que se registró el pasado mes en 1.387 personas menos apuntadas al desempleo.

En un comunicado, Lombilla ha precisado que, aunque la comunidad registre por quinto mes consecutivo en lo que va de año el mayor descenso del paro de todo el país en términos interanuales, se está produciendo un "fenómeno muy negativo" para la economía y para el futuro a corto plazo, pues la temporalidad impide que los trabajadores mantengan una estabilidad y esta inseguridad se traslada a la región, "lo que produce empleo precario y sin calidad".

CCOO también ha advertido que, además de la elevada cifra de desempleados, —43.208 parados—, las personas que no cobran ningún tipo de prestación son ya 22.925, lo que supone el 51,4 por ciento de los desempleados, con lo que "aumenta el empobrecimiento de la población y además frena el desarrollo económico de toda la región".

Lombilla ha subrayado que el empleo que se genera en Cantabria continúa siendo estacional, centrado en el sector servicios donde se crearon el 80 por ciento de los puestos de trabajo en junio, y son casi "anecdóticos" los empleos que se registraron en la construcción y en la industria, el 10% y el 4,6% respectivamente.

CCOO espera que el cambio de Gobierno sea una "buena oportunidad" para que se creen políticas centradas en el empleo y políticas públicas que no se queden "en buenas palabras y meras intenciones" sino que el empleo de calidad se sitúe en el centro de la acción del Ejecutivo.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.