Este verano. Más de 1.600 sevillanos se quedarán sin examen de conducir en los próximos meses. Desde hoy y hasta el 15 de septiembre los examinadores comienzan su horario de verano, con lo que las 16 pruebas que hace cada uno se verán reducidas a 14, según afirma la Asociación de Profesores de Formación Vial de Sevilla. Esto significa 80 alumnos menos examinados cada día.

A pesar de contar con más examinadores, son 40 frente a los 26 del año pasado, el colapso en los exámenes prácticos permanece debido a la «mala planificación y al aumento de la demanda», asegura Cristóbal Morales, presidente de la asociación.

Los alumnos tienen que esperar 3 meses desde el teórico al práctico. Piden a la DGT de Sevilla que ponga, como el año pasado, el plus de productividad a los examinadores para que en esta época de más aglomeración haya pruebas por la tarde.