El candidato a la Presidencia de la Comunidad, Rafael González Tovar, ha anunciado que, si es elegido presidente este domingo, una de las primeras medidas que tomará para facilitar la movilidad ciudadana será la puesta en marcha de tarifas planas de transporte público que favorezcan, sin perjudicar a los usuarios puntuales, a quienes lo utilizan con mucha frecuencia.

Y lo hará inicialmente tanto en la ciudad de Murcia como en su área metropolitana que abarcará Alcantarilla, Molina de Segura, Murcia, Beniel, Santomera, Alguazas, Las Torres de Cotillas, Lorquí, Ceutí y Cieza, y también en el área metropolitana de Cartagena y su comarca, según informaron fuentes del PSOE en un comunicado.

En su opinión, "mientras los extrarradios de las áreas metropolitanas, poblaciones y pedanías, se encuentran con dificultades para asistir en transporte público a los servicios básicos, se ha despilfarrado dinero público en líneas a ninguna parte que sólo favorecen a unos pocos".

"El transporte público por el que apostamos será eficaz y útil a la gente, algo que hoy no sucede porque las pedanías están discriminadas. Con las tarifas planas recuperaremos además los servicios que se han perdido y que han perjudicado a la ciudadanía que más necesita ese transporte público", ha añadido.

González Tovar, que ha puesto de manifiesto que "el transporte público hace a los ciudadanos y ciudadanas más iguales y mejora su calidad de vida", ha recordado que tras veinte años del PP ahora tenemos menos oferta de transporte público y más caro en la Región.

"Vamos a poner el transporte público regional patas arriba, se acabarán la ineficacia, las chapuzas y el amiguismo con el transporte de la gente. Sacaremos a concurso nuevas con concesiones de transporte regional, con transparencia y limpieza, con objeto de servir a la ciudadanía y no a ningún interés particular", ha subrayado.

Participación ciudadana en la definición de las necesidades

Para llevar a cabo esta definición de las necesidades de transporte público regional, el líder socialista contará con la colaboración de todos los actores implicados en el transporte público, y escuchará especialmente a los usuarios, individual o colectivamente, a través de las distintas asociaciones que los representen o plataformas en las que se hayan constituido.

"Construiremos verdaderos órganos de participación también con los empresarios y trabajadores del transporte, pero sobre todo con la ciudadanía, con las personas afectadas, porque queremos un transporte que esté al mismo nivel que muchas ciudades europeas", ha añadido.

"Para diseñar las nuevas áreas de transporte tendremos en cuenta la integración en el área de colegios, institutos, centros médicos u hospitales de referencia, diversificando e interrelacionando los distintos medios y modos de transporte accesibles: ferrocarril convencional, tranvía, autobús, taxi, bici y, por supuesto, facilitando los itinerarios básicos para hacer viajes a pie, algo especialmente interesante en pedanías", ha señalado Tovar.

"Y crearemos un Consorcio Regional de Transportes donde estarán integrados todos los modos, para facilitar la intermodalidad y la interoperabilidad, particularmente entre compañías operadoras de autobús, de tal forma que el ciudadano pueda beneficiarse de un recorrido o de una frecuencia, sin tener que preocuparse del "color" del vehículo que realiza el servicio", ha insistido.

Accesibilidad universal

"La accesibilidad es una materia de especial interés para el Partido Socialista, por lo que resolver los problemas de accesibilidad al medio de transporte, seguidos por los problemas de movilidad y de peligrosidad en el interior de los vehículos, será protagonista en nuestro nuevo diseño. Incorporar al transporte público a aquellos ciudadanos a los que se les impide ser usuarios, porque los vehículos o sus lugares de parada no están adaptados a ciertas discapacidades, temporales o permanentes, será prioridad en este nuevo diseño", ha finalizado.

Consulta aquí más noticias de Murcia.