El 42 por ciento de los chicos jiennenses considera "habitual" el pedir a sus parejas que les revelen las contraseñas de las redes sociales o de los móviles, un porcentaje que se eleva hasta el 60,8% en los chicos, según se desvela en el estudio 'Graduando violencias cotidianas' que ha editado la Diputación de Jaén tras encuestar a jóvenes de 21 centros escolares de la provincia con edades comprendidas entre los 14 y los 18 años.

El estudio recoge que una de cada cuatro chicas piensa que la petición se da mucho en su entorno, mientras que el 37 por ciento de las chicas lo considera como algo que ocurre "algunas veces". Asimismo, son los chicos los que afirman, en un 57 por ciento de los casos, que pedir las contraseñas a la pareja es una práctica "nada" habitual, mientras que en las chicas el porcentaje del "nada" se sitúa en el 39,2 por ciento.

Aunque en un 80% de los casos, los jóvenes afirman que "nunca" les han pedido la contraseña, aquellos que reconocen que sí se han enfrentado a esta situación dicen en el 57 por ciento de los casos que se lo pidieron sus parejas. Después de la pareja, la contraseña se la han pedido sus amistades, seguida esta opción por la de la propia familia.

También se ve como habitual el pedir a la pareja que quite a otras personas de las redes sociales. En este punto, tres de cada cuatro chicas han visto esta situación, al igual que en el caso de pedir a la pareja que elimine fotografías de la red donde un 14,3 por ciento de las chicas y de los chicos lo considera como algo que en su día a día ocurre "mucho".

Asimismo, el estudio pone de manifiesto que el hacer daño a través de las redes sociales o las aplicaciones móviles está siendo un hecho en las edades más jóvenes ya que un 54 por ciento de las chicas entrevistadas y un 44 por ciento de los chicos afirma que se trata de algo que ocurre entre "mucho" y "algunas veces".

Son algunos de los datos de este estudio realizado por la socióloga Carmen Ruiz Repullo y que las áreas de Igualdad y Juventud de la Diputación de Jaén está mostrando actualmente a los Centros de Formación del Profesorado (CEP) para mostrar en datos la realidad con la que se encuentran en el día a día.

La diputada de Igualdad, María del Mar Shaw, ha indicado a Europa Press que el objetivo de este estudio, además de mostrar la realidad de la juventud de la provincia en cuestiones relacionadas con la igualdad de género, es dotar al profesorado de "nuevas fórmulas de trabajo para la erradicación de la violencia de género en la población juvenil".

Sahw insiste en que, en una época como la actual en la que "vemos que los chicos y las chicas están reproduciendo los modelos de violencia y vemos tolerancia a esas primeras agresiones", se hacía "muy necesario" llevar a cabo este estudio junto a la elaboración de una guía dirigida al profesorado para trabajar en el aula todas estas cuestiones.

Todo ello, afirma Shaw, para que tanto el profesorado como el alumnado sean conscientes y sepan identificar esos "micromachismos o microviolencias" que se dan a diario en las relaciones entre jóvenes y que requieren "una intervención inmediata".

Consulta aquí más noticias de Jaén.