La madre del niño de seis años de edad fallecido este martes como consecuencia del incendio declarado en el número 78 de la calle La Habana, en Alcalá de Guadaíra (Sevilla), se encuentra ingresada en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del hospital Virgen de Valme en estado estable y su pronóstico es reservado, toda vez que el varón de 40 años evacuado también a este hospital es el padre del menor y está siendo atendido en el área de urgencias.

La Policía Científica del Cuerpo Nacional de Policía, entretanto, investiga las causas del incendio. De momento, el origen del fuego podría estar en un aparato eléctrico ubicado en la segunda planta de la vivienda, toda vez que el incendio en cuestión habría partido de una carga térmica de no mucha intensidad, pero habría generado una gran cantidad de monóxido de carbono, según las fuentes consultadas por Europa Press.

Aunque en principio informábamos que los heridos eran exclusivamente una madre y su hijo, el 061 ha indicado después que los heridos eran el niño, de seis años de edad, trasladado con medidas de soporte vital avanzado a la UCI del hospital infantil del Virgen del Rocío tras sufrir una parada cardiorrespiratoria y finalmente fallecido, una mujer de 36 años evacuada con soporte vital avanzado a la UCI del Hospital de Valme, y finalmente un hombre de 40 años derivado al hospital de Valme en una ambulancia de la red de transporte urgente.

El niño ha ingresado en la UCI del Virgen del Rocío en estado de parada cardiorrespiratoria y pese a los esfuerzos de los médicos por reanimarle, ha fallecido finalmente, según han informado a Europa Press fuentes del hospital.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.