El Área de Salud de Ibiza y Formentera ha valorado de manera positiva las novedades del Servicio de Farmacia, que se estrenó en las instalaciones del nuevo Hospital el pasado 1 de diciembre. Desde entonces, según han explicado, se ha estado trabajando con un equipamiento tecnológico muy avanzado que le permitirá mejorar la eficiencia, principalmente del stock farmacéutico.

La jefa del Servicio, Esperanza Estaún, ha manifestado además que la inversión realizada en el equipo de dispensación de Farmacia ha sido de 2.139.862,41 euros, mientras que la cifra de licitación del concurso era de 2.393.034,87 euros, con lo que la cifra se ha reducido en 253.172,46 euros.

Según ha declarado, "esta inversión resulta muy importante" para mejorar la eficiencia de un servicio que en 2014 tuvo de gasto farmacéutico 14.663.387 euros, un 4,7 por ciento más que en 2013, cuando la cifra alcanzó los 13.371.643 euros. Estaún ha destacado que "ha habido una contención del gasto que, si bien ha aumentado, lo ha hecho en menor medida que en 2013, año en el que el incremento fue del 9,3 por ciento".

Asimismo, ha subrayado que el Servicio de Farmacia tiene la peculiaridad de ser un servicio que, además de la parte hospitalaria de Can Misses y Formentera, se encarga de las residencias sociosanitarias de Cas Serres y Can Blai, además de la dispensación de fármacos en los centros de Atención Primaria.

El Hospital Can Misses supone el 97 por ciento del gasto farmacéutico, 14.234.416 euros en total; las residencias sociosanitarias han supuesto el 0,8 por ciento, 124.434 euros; el Hospital de Formentera, el 0,5 por ciento con 78.499 euros y Atención Primaria supone el 1,5 por ciento, 226.037 euros.

Estaún también ha resaltado que el Hospital Can Misses tiene tres grandes grupos de gasto farmacéutico: el primero es el de pacientes externos, es decir aquellos a los que se les dispensa el medicamento en las consultas y que principalmente son pacientes crónicos, que llegan al 58 por ciento del gasto de farmacia en Can Misses.

El segundo grupo es el de los pacientes ambulatorios, a los que se les suministra el medicamento en el hospital de día y que alcanzan el 33 por ciento. El otro grupo es el de pacientes hospitalizados, con un gasto total del 9 por ciento.

Estaún ha aprovechado para dar a conocer a un servicio central, "que siempre está en la sombra y que los pacientes no conocen, ya que es el médico el que prescribe el medicamento".

Según han recordado desde el Área de Salud, el servicio de Farmacia es uno de los indispensables en los comités y unidades encargadas de la eficiencia y seguridad del paciente, como son la Unidad de Seguridad del Paciente y el Grupo PROA para la optimización del uso de antibióticos.