El primer bebé catalán de 2015 ha nacido este jueves en el Hospital Verge de la Cinta de Tortosa (Tarragona) por cesárea y se llama Noèlia.

La pequeña, que ha pesado 2,765 kilos, ha nacido cuando pasaban 32 segundos de la medianoche, y tanto el bebé como la madre se encuentran "perfectamente", ha informado la Conselleria de Salud de la Generalitat en un comunicado.

El conseller de Salud, Boi Ruiz, ha visitado a la familia y ha afirmado: "Noèlia se encontrará con una sanidad pública de excelencia como la que tenemos y la que los catalanes se merecen".

El primer niño de 2015 de la provincia de Barcelona ha sido Mohamed, que ha nacido en la Maternitat a las 00.50 horas y ha pesado 3,010 kilos.

En Girona, el primer nacimiento ha sido una niña que se llama Alba, que ha nacido a las 03.36 horas en el Hospital Josep Trueta, y en Lleida, la protagonista ha sido Tilda que ha llegado al mundo a las 9.40 horas en el Hospital Arnau de Vilanova y ha pesado 3,620 kilos.

Consulta aquí más noticias de Tarragona.