El cantautor sevillano afincado en Madrid Álvaro Ruiz, con la colombiana 'Mi guitarra', ha resultado vencedor del galardón principal de la XV edición del Certamen de Cantautores 'Ciudad de Melilla', para el que se recibieron más de 80 maquetas pero al que se presentaron, tras un riguroso proceso de selección, 24 participantes que se disputaron en el Teatro Kursaal los premios ofrecidos por la organización entre los días 26 y 28 de diciembre. De ellos, hasta cinco andaluces han copado los primeros puestos de los premios.

El compositor sevillano se suma así a la terna de andaluces que ha obtenido la victoria en uno de los premios de cantautores más longevos del país, cuya mención principal está dotada con 3.000 euros. Tras conocer el resultado, aseguró no esperarse el premio, diciendo que "aún tengo que digerir lo que ha pasado", e indicó que tiene pensado "hacer una buena inversión", pues quiere "seguir avanzando en el mundo musical" y "sacar canciones" que tiene "en el bolsillo, que deberían ver la luz pronto".

Doce fueron los finalistas que intervinieron en esta cita organizada por la Consejería de Cultura de la Ciudad Autónoma de Melilla, que desde 2011 cuenta con el apoyo de la Fundación de la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE).

La clasificación de los mismos hace que, al igual que en la pasada edición, Andalucía sea la comunidad que ha copado todos los galardones de este decimoquinto concurso. El segundo puesto, con 2.000 euros, recayó en el sevillano residente en Tenerife Jesús Zumaquero, que compitió con 'Amigo', una canción dedicada a su padre. El tercero, con 1.700, fue para Laura Sáez, de Granada, por sus melodías de piano de 'Parece que va a nevar', mientras que el cuarto, dotado con 1.400 euros, correspondió al onubense Carlos Llanes por su 'Luna insolidaria', y el quinto en la clasificación, con 1.100 euros, fue el cordobés Carlos Martín, quien interpretó al piano 'Quién pudiera'.

Como contemplaban las bases, se concedió un premio especial de 1.100 euros al mejor melillense clasificado, en este caso Ana María Catalá, que defendió su actuación con la pieza 'Al principio de casados'. Asimismo, se entregarán 200 euros de accésit al resto de los finalistas

La gala final del domingo acogió la actuación del popular músico canario Pedro Guerra, que puso el broche final a este competitivo encuentro, celebrado por tercera vez en el Teatro Kursaal, repleto de un público entregado a las obras más populares de este cantautor, actualmente en gira conmemorando tres décadas en el mundo de la música.

Además de Guerra, los artistas invitados este año fueron los compositores y cantantes Javier Ruibal (en la semifinal del sábado 27), Andrés Suárez, y el ganador de la edición 2013, Fran Fernández (en la semifinal del día 26), que consiguieron mantener el ánimo de un público bastante numeroso.

Consulta aquí más noticias de Melilla.