El presidente del Consell de Formentera, Jaume Ferrer, ha anunciado que el próximo mes de enero "se adjudicarán y comenzarán" las obras de rehabilitación de la Torre des Pi des Català, actualmente en muy mal estado de conservación.

Precisamente, el Comité Ejecutivo del Grupo de Acción Local para el Desarrollo Rural de Ibiza y Formentera ha aprobado subvencionar con Fondos Leader este proyecto de rehabilitación y reforma.

Así, el presupuesto total de las obras asciende a 200.000 euros, de los cuales serán subvencionados 100.000 euros.

El elemento histórico está situado en la playa de Migjorn y desde 2012 pertenece al Consell de Formentera.

En 2011 la institución solicitó su titularidad al Ministerio de Hacienda, en base a la ley de Patrimonio de las Administraciones públicas.

Esta torre de defensa es la única situada en la zona meridional de la isla y fue construida en el siglo XVIII.

Desde el Consell de Formentera ya habían calificado estas obras de restauración como una "prioridad" para el departamento de Cultura y hace años se encargó la redacción de un proyecto de restauración que se tramitó por la vía de urgencia.

La torre presentaba graves deficiencias debidas al abandono y a la presencia de okupas , que durante años habían llenado el inmueble de basura y pintadas.

En 2013, el PP de Formentera también solicitó en un pleno la restauración de la infraestructura y aseguró que es "inadmisible" que se tolere el deterioro del Patrimonio de la isla.

Además, los populares de la isla recordaron entonces que, gracias a la creación del Consell, la Pitiusa menor recibió cantidades millonarias para obra pública y lamentaron que en ningún momento se aplicara la Ley de Patrimonio para que el 1 por ciento de cada obra se dedicase a la conservación de restos históricos.