El Pleno del Ayuntamiento de Murcia ha aprobado por unanimidad la iniciativa de Unión Progreso y Democracia para que se tomen las medidas necesarias para el desmontaje de todas aquellas grúas utilizadas en obras del municipio y que ahora se encuentran abandonadas y sin desmontar.

Para el portavoz de la formación magenta, Rubén Juan Serna, la existencia de estas grúas "supone un peligro porque carecen del mantenimiento adecuado, además de tener un impacto visual y paisajístico grande", según informaron fuentes de esta formación política en un comunicado.

Como explica el edil, "este problema viene como consecuencia del pinchazo de la burbuja inmobiliaria, que ha dejado numerosos emplazamientos con grúas, material y restos de obra abandonados".

Así, con esta iniciativa, que ha contado con el apoyo de todos los grupos políticos, se quiere evitar que las grúas queden por tiempo indeterminado sin ser desmontadas o retiradas por la empresa constructora.

El acuerdo de la moción especifica que el Consistorio requerirá a los propietarios que han abandonado esas obras a que procedan a la retirada del material de construcción.

En caso de que no procedan a ello, se establecerán las correspondientes sanciones, para que a continuación sea el Ayuntamiento, de manera subsidiaria, el que asuma el coste de la retirada de todas esas piezas y posteriormente proceda a su cobro.

Consulta aquí más noticias de Murcia.