Jóvenes trabajando
Jóvenes trabajando. GTRES

El paro en España superó el 32% entre las personas con bajo nivel educativo en 2013, según los datos detallados sobre paro publicados por Eurostat.

Según estos datos, el Instituto de Estudios Económicos (IEE) asegura que se observa que un buen nivel educativo contribuye "considerablemente" a reducir la probabilidad de estar desempleado.

En el conjunto de la UE-28, el paro medio entre las personas con un nivel de formación equivalente al universitario fue del 5,9% frente a una cifra promedio del 17,9% entre las personas con un nivel educativo de enseñanza secundaria obligatoria.

España sufrió un aumento "drástico" del paro entre el grupo de personas de baja formación durante los últimos años. Así, la cifra ha pasado del 9% de 2007 al 32,7% en 2013.

Según el IEE, esto significa que uno de cada tres españoles con bajo nivel educativo está en paro, frente a un 14,9% de desempleo entre el colectivo de personas con nivel académico elevado.