Toñi Moreno
La presentadora Toñi Moreno. ARCHIVO

Toñi Moreno regresa a TVE al frente de un magacín de actualidad para ofrecer su faceta más periodística y con el deseo de que la audiencia tenga la "paciencia" de ver más allá de su imagen de presentadora, marcada por la experiencia del polémico Entre todos, un espacio del que se siente "orgullosa".

'Entre todos' era un programa con una intencionalidad maravillosa"Empiezo de cero y le doy las gracias a TVE por confiar en mí", explica Moreno sobre su nuevo programa, T con T, que arranca el próximo lunes y en el que cree que el público verá mucho más que su trabajo.

"No creo en los presentadores, sí en los formatos", apunta durante un encuentro con un reducido grupo de periodistas en un plató de TVE.

Y recalca que está "muy satisfecha" con el trabajo de Entre todos: "Era un programa con una intencionalidad maravillosa, en el que ayudamos a 500 personas y, si una sola de ellas dijera que se sintió mal, pensaría que no hice bien mi trabajo".

La presentadora gaditana abrirá su faceta periodística con el reportaje sobre el ébola que ha realizado en Sierra Leona, pero recalca que el nuevo magacín es "mucho más que ver a Toñi Moreno como reportera", ya que habrá entrevistas en plató, tertulias, sorpresas y sobre todo información, para "sacar partido a la red de corresponsales más importante de la televisión, que está en TVE".

"Me quedo solo con lo bueno"

Con todo, reconoce que, una vez rodada en su nuevo cometido, es normal que comience a aflorar su personalidad, que califica de "muy positiva" y que le sirvió para sobrellevar la noticia de la cancelación de Entre todos, un momento en el que pensó "lo mucho que había aprendido de la gente que salió en pantalla".

De hecho, Moreno publicará en octubre el libro titulado La chica que no creía en los milagros, en el que relata su experiencia en Entre todos y en anteriores trabajos con gente que le he ha "ayudado a ser mejor persona".

En 'Entre todos', si una sola persona de las que ayudamos dijera que se sintió mal, pensaría que no hice bien mi trabajoReconoce que no tiene cuentas en las redes sociales, porque las críticas le hacían en principio "mucho daño", y le hubiera gustado que algunos de sus críticos hubiesen estado en Entre todos y se "enteraran bien" de cómo se hizo un espacio en el que muchas veces la censuraron "por ser excesivamente cariñosa".

"Me he mentalizado para quedarme solo con lo bueno", señala la presentadora, y confiesa que tal vez debería estar en Twitter y Fecebook, ahora que va a estar "más en contacto con la actualidad".

"Vamos a estar a lo que dé la información. Si ocurre algo gordo en España, quiero estar en la calle, como he hecho siempre. Lo que ocurre es que a nivel nacional no se conocía esta faceta mía", apunta la periodista, que recuerda sus trabajos en Cuatro y Antena 3, además del formato 75 minutos de Canal Sur, que presentó durante sus tres primeros años.

Toñi Moreno confía en recuperar con T con T cualquier tipo de público, "cuanto más amplio mejor", porque la gente "está ya colocada" en una competencia dominada por Sálvame y las series, y "hay que darle algo muy bueno para que se venga contigo".

Afirma estar también "curada de los zapeos" y augura futuras apariciones en ese tipo de programas tras el estreno de T con T: "En cuanto me suelte y esté cómoda, saldré, porque soy así".