El veto de Rusia a determinados productos agroalimentarios no tiene una "afección directa" a Cantabria, ya que no exporta a ese país, aunque la comunidad autónoma va a realizar "un especial seguimiento" a posibles impactos "indirectos" que pudieran darse en sectores, como el lácteo, por los sobrantes que puedan generar Estados miembros que comercializan leche y sus derivados allí.

Así lo ha avanzado este miércoles la consejera de Ganadería, Pesca y Desarrollo Rural, Blanca Martínez, tras participar en Madrid a una sesión extraordinaria del Consejo Consultivo de Agricultura, foro en el que la ministra del área, Isabel García Tejerina, ha debatido con los representantes de las comunidades autónomas el impacto del veto ruso y las iniciativas ante la UE.

La consejera ha explicado que "habrá que ver como evoluciona el mercado comunitario, en concreto de*los Estados miembros que exportan leche y productos lácteos a Rusia".

A pesar de ello, a juicio de Martínez, existen "mecanismos específicos*que garantizan resultados en el corto y medio plazo", como el almacenamiento público*de mantequilla y leche desnatada en polvo; la posibilidad de activar*restituciones a la exportación y, aunque es un sector que recibe ayudas directas, la posibilidad de apoyos*adicionales".

"Iremos viendo qué es lo más indicado a medida que vaya pasando el tiempo", ha apuntado la titular de Ganadería, que ha resaltado la, a su juicio, "ágil y efectiva" reacción del Ministerio para atajar los posibles impactos que pudieran derivarse del bloqueo.

"La probada capacidad de la ministra en la negociación de asuntos comunitarios es un aval que nos permite además encarar el futuro con cierta tranquilidad", ha opinado.

En un comunicado, el Gobierno regional ha señalado que el Consejo Consultivo ha repasado también la posición que España llevará al Consejo extraordinario de ministros de Agricultura de la Unión Europea, previsto para el próximo viernes.

Según ha apuntado, España llega allí con el apoyo de Francia, y ambos países mantendrán un "discurso común" en el sentido de que la Comisión Europea movilice "todas las herramientas que estén a su disposición desde la adopción de la nueva Política Agraria Común (PAC)" para "minimizar" las perturbaciones en el mercado europeo por el veto ruso.

Para Martínez, la reunión ha supuesto "una puesta en común muy edificante" y ha servido para "ratificar que el Gobierno de España está exprimiendo todo su potencial de negociación para que nuestros productores no sumen pérdidas a sus cuentas de explotación".

En este sentido, la consejera reiteró que, por tipo de producto, los más afectados son las frutas y hortalizas, sobre todo los cítricos y la fruta de hueso.

Ha destacado que la Comisión haya anunciado ya que va a abrir la ayuda al almacenamiento privado de mantequilla, leche desnatada en polvo (LDP) y determinados quesos a fin de aliviar el impacto de las restricciones de Rusia a las importaciones de productos lácteos de la UE y para limitar los efectos negativos sobre el mercado interior.

Además, ha recordado que la Comisión también ha confirmado que el período de la intervención pública de mantequilla y leche desnatada en polvo se extenderá hasta el final del año.

Estas medidas para el sector lácteo se suman a las medidas de apoyo al mercado de emergencia ya anunciados para los melocotones y las nectarinas el 11 de agosto, por valor de 32,7 millones de euros, y las frutas y hortalizas perecederas, por 125 millones de euros.

"Situaciones como ésta, no obstante, reflejan la importancia que tiene trabajar por ampliar los mercados con terceros, tal y como se está haciendo, y rebajar de esta forma paulatinamente los grados de dependencia sobre uno u otro mercado, ya que así siempre serán mucho más relativos los perjuicios sobre nuestra economía", ha opinado.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.