Los tres principales partidos políticos de la región han sufrido hasta 36 ataques en lo que va de año en forma de pintadas y rotura de cristales.

Las tres formaciones coincidieron ayer en señalar que desde hace meses estos actos vandálicos son «más frecuentes».

 

El partido socialista es, con 17 ataques, el que más asaltos ha recibido porque «el clima político en España se ha enrarecido», según explicó ayer Andrés Rojo, secretario de Organización del PSOE en Madrid.

15 ataques al PP 

En segundo lugar se encuentra el PP con 15 locales atacados. IU sólo tuvo cuatro.

Uno de los actos más graves tuvo lugar el domingo por la noche cuando dos individuos tiraron dos cócteles molotov contra la sede socialista de Alcobendas.