La Asociación Andaluza de Regantes (Feragua) ha exigido al Gobierno central que no demore más tiempo la aprobación de unas tarifas eléctricas flexibles adaptadas a las condiciones de consumo estacional del regadío, ante el "gravísimo daño" que está provocando el 'tarifazo eléctrico' de agosto pasado, que incrementó en un 20 por ciento de media los costes eléctricos de los regantes de Andalucía.

En un comunicado, Feragua ha señalado que lleva más de un año escuchando 'buenas palabras' de los responsables de Agricultura, pero el Ministerio de Industria "sigue sin dar soluciones concretas" para reducir los más de cien millones de euros que ha costado el 'tarifazo' al regadío español, de los que más de 37 millones eran de Andalucía.

La asociación ha realizado esta petición durante la celebración de la Junta de Explotación del Bajo Guadalquivir, celebrada este viernes en Sevilla, y en la que la Asociación de Comunidades de Regantes ha rechazado la propuesta de cánones para 2015 de los embalses Breña II y Arenoso presentada por la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, y ha anunciado que los volverá a recurrir ante el Tribunal Económico-Administrativo Regional de Andalucía (Teara).

Asimismo, dicha propuesta sigue la misma línea de los cánones de 2013 y 2014, los cuales fueron ya recurridos por Feragua, pues contemplaban una subida del 30 por ciento de las tasas imputadas a los regantes, resultado de la repercusión de los costes de explotación de la Breña II y Arenoso, que suponen casi 20 euros/ha adicionales.

Feragua ha subrayado que se trata de una "subida completamente insostenible para el regadío" y ha exigido al Ministerio que rectifique y elimine la intermediación de Acuaes, la antigua Acuavir, en la explotación de estos embalses, intermediación que solo provoca un encarecimiento artificial del coste de explotación y de mantenimiento de medidas medioambientales que soportan los usuarios.

CHG

Además, ha estimado que una gestión directa por parte de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), con sus propios recursos y equipos, "permitiría reducir el canon a una tercera parte, pues permitiría ampliar el periodo de amortización de 25 a 50 años, como ocurre en todas las presas estatales, que se amortizan en 50 años según la Ley de Aguas".

Por ello, Feragua viene solicitando de manera reiterada al Ministerio que encargue la gestión de estas presas a la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, una petición que no ha sido hasta ahora atendida, después que se haya demostrado que la explotación de la CHG puede abaratar los costes de explotación de la Breña II y Arenoso en más de 500.000 euros por año.

Sin embargo, el Ministerio que se comprometió con Feragua en febrero pasado a asignar la explotación de estos embalses a la alternativa economía más favorable, en mayo decidió, incumpliendo su compromiso con Feragua, dejar la explotación de ambas presas en manos de la sociedad estatal Acuaes.

Para Feragua, no tiene sentido alguno "mantener los altos costes de una empresa estatal ineficiente, perjudicando significativamente la competitividad del regadío y poniendo en peligro la propia viabilidad económica de las explotaciones", que están sufriendo además unas insoportables tarifas eléctricas y unos precios bajos de los productos agrarios.

"En tiempos de adelgazamiento de la administración, no tiene ningún sentido lo que pasa con la Breña II y Arenoso, que están gestionadas por una sociedad estatal que solo intermedia y sólo subcontrata los trabajos que podría hacer la Confederación con recursos propios ya existentes", " ha señalado el secretario general de Feragua, Pedro Parias.

Además, ha recordado que "por 16 presas del sistema de regulación general, la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir traslada unos costes de explotación de 4,3 millones, mientras que por solo dos presas, la sociedad pública Acuaes traslada 1,3 millones, casi el doble de costes por presa".

Feragua volverá a valorar en su próxima junta de gobierno la posibilidad de promover un plante fiscal contra el canon de la Breña II y Arenoso. "Estamos dispuestos a pagar, pero no un precio abusivo sin ninguna justificación", ha concluido.

Por último, se ha instado a los representantes de la CHG para que recuperen de manera "urgente" la Energía Eléctrica de Reserva, que actualmente está pendiente de negociaciones con la empresa Endesa, que impiden la aplicación de dicha energía preferente y más barata, a los suministros eléctricos de la propia CHG, de la que se beneficiaban muchos usuarios de regadío de la cuenca del Guadalquivir.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.