La capital vallisoletana se ha convertido esta tarde en escenario de la primera manifestación regional de las celebradas hasta la fecha en Castilla y León en apoyo del colectivo LGTB+, anticipándose así a la conmemoración este sábado del Día Internacional del Orgullo LGTB, con participación de más de trescientas personas que no sólo han reivindicado sus derechos y unido sus voces contra la discriminación que sufren por razón de sexo sino que también han denunciado que Castilla y León es la comunidad de España que más trabas pone a su desarrollo integral como personas.

La Plaza de Fuente Dorada ha sido el punto en el que, a partir de las 20.00 horas, cientos de personas llegadas de distintas provincias de la Comunidad se han ido congregando en apoyo a la fiesta reivindicativa convocada por distintos colectivos y portando pancartas del tipo 'No hay libertad política sin libertad sexual (Asamblea de Mujeres Combativas)', 'Lucha contra la LGTB+Fobia (Plataforma de Apoyo al Colectivo LGTB+)' y 'Primer día del orgullo LGTB+ de Castilla y León. Queremos Quedarnos', que es precisamente la que abría la comitiva.

Ésta, al ritmo del sonido de los tambores y con numerosas banderas aroco iris al viento, se ha manifestado por el centro de la capital hasta desembocar en la Plaza Mayor, recorrido en el que los participantes, muchos de ellos provistos con caretas de cartón con la imagen del primer edil de Valladolid, Francisco Javier León de la Riva, han coreado al unísono gritos reivindicativos como "mi familia mola porque tiene dos mamás", "amor libre y combativo", "no estamos todas, falta el alcalde", "soy maricón de Castilla y León", "soy lesbiana castellana" o "menos policías y más bolas chinas".

Entre los participantes, el presidente de la Federación Castellanoleonesa de Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales, Ignacio Paredero, uno de los encargados de leer un manifiesto reivindicativo, ha justificado la convocatoria de la manifestación en el intento de reivindicar que uno pueda ser como quiera y pueda quedarse en Castilla y León.

"se nos obliga a marcharnos"

"En la actualidad se nos está obligando a marcharnos, no hay ningún tipo de apoyo institucional, hay una fuerte discriminación social, no se nos recibe en las instituciones y se nos ignora sistemáticamente, hay colectivos como el de transexuales que ni siquiera gozan de igualdad sanitaria...y pedimos que se ponga fin a esta situación", ha explicado Paredero, quien, en declaraciones a Europa Press, y al igual que el coordinador de la Plataforma de Apoyo al Colectivo LGTB+ de Valladolid, Álvaro Escudero, ha hecho un llamamiento a la ciudadanía y sobre todo a las distintas instituciones para que reflexionen o, en palabras del segundo de ellos, "simplemente dejen de poner palos en las ruedas".

En el comunicado leído en la Plaza Mayor, representantes del colectivo han insistido en que Castilla y León es el territorio en el que más difícil lo tienen para gozar de sus derechos plenos como personas, pues, pese a los avances legales logrados en los últimos años en cuanto a matrimonio, formar familia y negocios, "es la propia sociedad, es la atronadora voz muda de las instituciones políticas de esta Comunidad la que nos grita con su silencio que no hagamos nada de eso, que nos vayamos".

En este sentido, han puesto como ejemplo que Castilla y León es la que menos matrimonios entre personas del mismo sexo registra por población, con una tasa cuatro veces inferior que Madrid o Cataluña, como demostraría el dato de que en cinco años el territorio autonómico ha contabilizado 445 matrimonios, cuando en otras se cuentan por miles. Y en ella se encuentran las dos provincias con menor número, de manera absoluta y relativa, en referencia a Zamora, con doce parejas, y Soria, con siete, a lo largo de siete años.

Y si a ello se suma el hecho de que la Comunidad es eminentemente rural, con las dificultades que ello supone a los efectos de ser y amar en igualdad y libertad en los pueblos, los representantes del colectivo LGTB+ coinciden en que se hace "imposible" vivir en Castilla y León, donde, según denuncian, hasta el 80 por ciento de las personas transexuales se ven forzadas a emigrar.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.