El secretario general del CCOO, Julián Carretero, considera que la remodelación del Gobierno regional anunciada por el presidente José Antonio Monago responde a un "cierto fracaso" de su liderazgo y de la orientación general de su política económica, al mismo tiempo que espera que suponga un "cambio de actitud" y que abra un periodo de "mayor concertación y diálogo social".

Julián Carretero ha asegurado en declaraciones a Europa Press que "nadie se cree" que la dimisión del consejero de Economía y Hacienda se deba a motivos personales, como así se ha explicado, porque considera que sería una "irresponsabilidad" abandonar una consejería que ha sido "bandera" y un "pilar" de la política del Gobierno extremeño, a falta de menos de un año para el final de la legislatura.

En este sentido, considera que la renuncia se ha producido por "desavenencias manifiestas" y que el presidente extremeño "ha perdido la oportunidad de explicar a la ciudadanía" los "verdaderos motivos", razón por la que ha acusado a Monago de "falta de transparencia".

Por ello, cree que la renuncia del consejero y la posterior remodelación del Gobierno "lo que constata es que ha sido el propio presidente del gobierno el que no ha sabido gestionar la situación". "Parece un problema de liderazgo del presidente, de no saber evitar o de no haber estado a la altura cuando faltan nueve meses" para el final de la legislatura.

Desea lo mejor a los nuevos consejeros

En cuanto a los dos nuevos consejeros, Clemente Checa y María Ángeles Muñoz, les ha deseado "lo mejor" y espera, como ha dicho el propio presidente, que se produzca "un cambio de actitud", y que "aunque sea en estos diez meses" se traduzca en que a partir de este momento haya "posibilidades de concertación y para el diálogo social".

"Nunca es tarde si la dicha es buena", ha aseverado Carretero, al tiempo que ha añadido que "si uno constata que ha fracasado en la forma de entender y hacer la política, pues a ver si ahora rectificando se acierta".

En todo caso, ha subrayado que quien orienta la política general de la Junta es el presidente "con independencia de quién esté al frente de las consejerías". "El presidente puede considerar que se ha equivocado hasta ahora, remodela el gobierno, pues a ver si es verdad que esa constatación de ese error venga bien para el conjunto de los ciudadanos", ha apostillado.

Consulta aquí más noticias de Badajoz.