La Associació de Naturalistes de Girona (ANG) ha puesto en marcha una campaña para poder detectar el cierre ilegal de caminos públicos, después de haber recibido en los últimos meses varias alertas por la proliferación de esta práctica en zonas que se privatizan irregularmente.

La entidad ha recordado este miércoles en un comunicado que la jurisprudencia ha declarado que los caminos tienen la condición de públicos, a pesar de que no figuren en los inventarios de pistas que se elaboran desde los municipios y los consejos comarcales.

Así, la ANG ha instado a la colaboración ciudadana para controlar el cierre ilegal de caminos públicos, y ha reafirmado su compromiso de informar a los consistorios y a los propietarios privados de la obligación que tienen que respetar el libre derecho de paso.

Consulta aquí más noticias de Girona.