La Coordinadora Ecologista de Asturias ha instado este miércoles al Principado a que establezca las medidas de conservación necesarias y adecuadas para los espacios naturales del occidente asturiano. Estos parajes, ha explicado la Coordinadora, "están amenazados", por lo que ha presentado alegaciones en el trámite de aprobación del Instrumento de Gestión Integrado de espacios protegidos del Occidente.

Según han denunciado los ecologistas en nota de prensa, el Principado está intentando fijar las medidas de conservación necesarias "con notable retraso", mediante la aprobación de planes o instrumentos de gestión específicos para cada lugar o integrados en otros planes de desarrollo que incluyan los objetivos de conservación del lugar y las medidas apropiadas para mantener los espacios en un estado de conservación favorable.

Para el colectivo ecologista, es necesario disponer de un instrumento integrador de todos los diferentes planes de gestión de los territorios en los que coinciden diferentes figuras de protección. En este sentido han explicado que existen espacios que se solapan entre sí de la red 'Natura 2.000', que coinciden además con espacios pertenecientes a la Red Regional de Espacios Naturales Protegidos y otras áreas protegidas por instrumentos internacionales.

Algunos de estos lugares a los que la Coordinadora Ecologista ha hecho referencia son el Humedal Ramsar 'Ría del Eo', la Reserva Natural Parcial de Barayo en Navia y Valdes, el Monumento Natural de la Playa de Frexulfe en Navia, el Monumento Natural de la Playa de Penarronda en Castropol, el Monumento Natural de las Hoces del Esva en Valdes o el Monumento Natural de la Turbera de Las Dueñas en Cudillero entre otros. Todos ellos, han lamentado los ecologistas, afectados por vertidos a los ríos o por obras cercanas.

Consulta aquí más noticias de Asturias.