Isabel Pantoja
Isabel Pantoja (Foto: EFE/PACO CAMPOS) EFE/PACO CAMPOS

"Hemos tenido la mala suerte de quedarnos sin dos grandes, sería muy triste dejar al público sin artistas", dijo la cantante, en referencia a las recientes muertes de Rocío Jurado y Rocío Dúrcal, cuando se le preguntó si en algún momento se había planteado despedirse de los escenarios, en los que lleva 35 años.

Sonriente y esquivando con serenidad y paciencia las constantes preguntas indirectas sobre su vida privada por parte de los reporteros de los programas y medios "del corazón", dijo que hoy era para ella un día "muy bonito" y agradeció tener "un tratamiento serio" en la sede de la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE).

La tonadillera dejó claro que los cuarenta discos de platino sólo contabilizan una parte de su carrera, desde que está con su actual discográfica, Sony, es decir, desde 1990 en España y desde 1997 a nivel internacional.

Dedicó los 40 discos de platino "a todo ese público que admira y quiere a Isabel Pantoja, porque se lo debo a ellos, porque sin ellos no hubiera conseguido ni regaliz" y dijo que el "tesón" de sus fans ha sido para ella crucial en este tiempo, porque ellos han conseguido que todos los ataques que haya podido recibir de otros sectores hayan tenido un efecto "boomerang".

Así recordó que cuando debutó, a los 15 años, ya hubo "alguien de la prensa que dijo que era una chica antigua porque tenía el pelo largo", una crítica que no le afectó porque siempre ha sentido cómo el público la seguía incondicionalmente "llenando los teatros".

Desde entonces, "y aunque hay momentos que te cansas", tiene "asumido" el acoso de la prensa del corazón, especialmente voraz desde que iniciara una relación sentimental con el ex alcalde de Marbella Julián Muñoz, actualmente en prisión dentro del caso de corrupción urbanística del "caso Malaya".

La cantante ha reconocido que tiene asumido el acoso de la prensa


"Lo tengo asumido, tiene que ser así, porque tiene que ser, Dios me ha dado una forma de ser especial, no se si buena o mala, pero especial", dijo, para luego dejar claro que ella siente que está en un "momento bonito" de su carrera, que sólo se ve "pequeña" "cuando está "en esos teatros tan grandes" y que se siente "muy feliz", porque tiene "dos hijos maravillosos, una familia estupenda, amigos de verdad y salud".

Isabel Pantoja,
que dice que el bolero "Perfidia" sería el tema con el que más se identifica, asegura que "el momento más dulce" de su carrera fue cuando "volví a salir", refiriéndose a cuando,en 1985, regresó a los escenarios tras la muerte de su marido Francisco Rivera, Paquirri, y publicó "Marinero de luces", uno de sus trabajos favoritos.

Isabel Pantoja,
que confiesa que sufre antes del inicio de sus actuaciones - "una vez que salgo me transformo, pero hasta que no pongo el primer pie en el escenario estoy muerta"-, asegura que, para ella, "lo más difícil del mundo es hacer copla" y aventura que, igual que su último disco lo dedicó al bolero, en sus próximos trabajos podría tocar terrenos como las rancheras o el flamenco.

"Es muy pronto todavía", dijo sobre su futuro disco la tonadillera, que, cuando concluya su actual gira por España, emprenderá una gira por América