CyL desvincula el caso de la niña de Treviño de la cooperación con País Vasco y apunta a la valoración que hizo el 112

Asegura que la cooperación "está funcionando" y señala que este "caso concreto" podría haber ocurrido también en otro lugar no fronterizo
Sáez Aguado (I) junto al gerente regional de Salud, Enrique García Prieto (D).
Sáez Aguado (I) junto al gerente regional de Salud, Enrique García Prieto (D).
EUROPA PRESS

El consejero de Sanidad de la Junta de Castilla y León, Antonio María Sáez Aguado, ha desvinculado el caso de la niña del Condado de Treviño fallecida en Vitoria, de la situación de este enclave burgalés y la cooperación entre esta comunidad autónoma y el País Vasco, al tiempo que ha apuntado hacia la valoración que el Servicio de Emergencias 112 realizó de la gravedad del caso.

En declaraciones recogidas por Europa Press, Sáez Aguado ha pedido "prudencia" hasta conocer el resultado de la investigación puesta en marcha por el Gobierno vasco, pero ha subrayado que la cooperación en materia de cooperación sanitaria entre Castilla y León y País Vasco "está funcionando", por lo que ha abogado por "no poner el foco" en un "caso concreto" que "podría haber ocurrido en otro lugar", con independencia de las particularidades geográficas de Treviño.

El consejero ha trasladado las condolencias del Ejecutivo castellanoleonés a la familia, vecinos y amigos de la pequeña de La Puebla de Arganzón (Burgos), que falleció por complicaciones relacionadas con la varicela, y ha trasladado algunas de las explicaciones que le ha ofrecido su homólogo vasco, Jon Darpón.

Así, a las 6.45 horas del lunes se produjo la llamada de la madre de la niña —de tres años y medio— al 112, una comunicación que atendió la Sala de Emergencias del País Vasco, según se establece en los convenios de cooperación entre ambas autonomías. La llamada fue derivada a un operador médico, el cual optó por derivar la atención al facultativo del Centro de Salud del Condado de Treviño en lugar de solicitar una ambulancia para trasladarla a un hospital, ya que días antes había sido dada de alta de dicho centro y se encontraba bajo tratamiento.

Según Sáez Aguado, después de que la madre llamara al centro de Atención Primaria, una profesional se personó en el domicilio de la familia "antes de las 7.00 horas", aunque para entonces "ya no había nadie", puesto que los padres decidieron trasladar a la pequeña por sus propios medios hasta el Hospital de Txagorritxu, en Vitoria. Por ello, y "después de consultar con los vecinos", la facultativo comunicó con la Sala de Emergencias a las 7.04 horas para informar de la ausencia de la paciente.

El consejero de Sanidad de Castilla y León ha recordado que, en virtud del convenio firmado entre los dos gobiernos regionales en enero de 2012, tanto los habitantes de Treviño como de otras zonas fronterizas de la provincia de Burgos —como el Valle de Mena o Espinosa de los Monteros— pueden recibir atención indistintamente en los centros hospitalarios de ambas comunidades.

Llamadas al 112

Asimismo, ha indicado que cuando se produce una llamada de urgencia al 112, ésta puede ser atendida tanto desde Castilla y León como desde País Vasco, en función de si es realizada a través de un teléfono fijo o móvil, sin que esto condicione la atención que se presta, ya que para ello "con relativa frecuencia las dos salas de Emergencias están en contacto" y cuentan con "similares protocolos de actuación".

Por todo ello, ha abogado por "desvincular el debate" sobre la atención que recibió la niña de La Puebla de Arganzón de la cuestión sobre el enclave de Treviño o "incluso sobre el propio modelo autonómico".

En la actualidad, el condado cuenta con 1.800 usuarios que reciben atención en un centro de salud dotado de cuatro médicos y una ambulancia de soporte vital básico, mientras que una UVI móvil puede desplazarse en 17 minutos desde Vitoria o en 18 desde Miranda de Ebro, según datos aportados por la Consejería castellanoleonesa.

En concreto, en 2013, el País Vasco atendió 1.185 urgencias procedentes de Burgos, por lo que Sáez Aguado ha mostrado su "compromiso" con el actual sistema de cooperación en materia sanitaria entre Castilla y León y la comunidad limítrofe, que "se va a mantener".

Antonio María Sáez Aguado ha evitado hablar de una posible negligencia hasta conocer los resultados de la investigación, si bien se ha comprometido a "corregir" cualquier error que pueda detectarse en el sistema.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento