Dentro del Plan Provincial contra el Robo de Cobre y otros metales, efectivos de la Guardia Civil en La Rioja, han procedido a la detención de un hombre de 33 años, natural de Tudela y vecino de Cortes (Navarra, por el robo de 320 kilos de cableado de cobre.

La actuación, ha explicado el Instituto Armado, ha sido llevada a cabo por Agentes del Equipo de Policía Judicial de Calahorra y del Servicio de Protección de la Naturaleza de Autol y es el resultado de las inspecciones que de forma permanente realizan estas unidades en los centros de reciclaje y chatarrerías de La Rioja.

Es en una de estas inspecciones donde se localizan 330 kilos de cableado de cobre, que levanta las sospechas de los agentes, por lo que proceden a su inmovilización e intervención, al objeto de determinar su procedencia.

Robado en assa

Las gestiones llevadas a cabo permitieron determinar que el cable había sido sustraído el pasado día 5 de febrero en una línea de telefonía de Assa (Álava), y denunciado el día 19 en la Comisaria de la Ertzaintza de Vitoria.

Los datos recopilados han servido para la localización y detención del presunto autor de los hechos, que ha sido puesto a disposición del Juzgado de Instrucción número 3 de Calahorra.

Los 320 kilos de cable intervenidos que están valorados en más de 10.500 euros han sido devueltos a su legítimo propietario. El presunto autor de los hechos Los entrego en una planta de reciclaje de La Rioja, a cambio de 352 euros.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.