Muestran 'online' los murales de indios encargados por Roosevelt

  • Una de las decisiones del presidente durante el 'New Deal' fue motivar a los artistas de todo el país a decorar las estafetas postales.
  • De los 1.600 murales que encargó y pagó la Administración, 400 están dedicados a la historia de los indios nativos de los EE UU.
  • La colección se está ahora digitalizando para mostrarla por Internet.
El artista lituanoBoris Deutsch pintó en una pequeña oficina de Correos de Nuevo México este mural dedicado a la "danza del oso" apache
El artista lituanoBoris Deutsch pintó en una pequeña oficina de Correos de Nuevo México este mural dedicado a la "danza del oso" apache
Truth or Consequences, New Mexico Post Office - Used with the permission of the United States Postal Service®

Fue uno de los muchos proyectos que puso en marcha el presidente de los EE UU Franklin D. Roosevelt como parte del New Deal (textualmente, nuevo trato), el plan de dinamización económica, cultural y social financiado con dinero público, entre 1933 y 1938, para intentar paliar las consecuencias de la Gran Depresión. La idea era pintar murales en estafetas de Correos de todo el país para iluminar con obras de arte el negro panorama de la crisis y elevar el espíritu de los ciudadanos castigados por la recesión..

Convocaron un concurso público, abierto a artistas aficionados o profesionales y de temática libre y se asignaron fondos del Departamento del Tesoro, dentro del ambicioso Public Works of Art Project (PWAP) —que hizo posible, sólo en 1934, la ejecución de 15.000 obras de arte de 3.700 artistas, y continuó en marcha hasta 1943—. La pretensión concreta del proyecto de las estafetas, un lugar simbólico de tremenda importancia en una nación tan extensa y reciente, era "mostrar la amplitud, variedad e historia del país al pueblo estadounidense".

Cohesionar el país en momentos difíciles

Los organizadores recibieron 3.000 bocetos y, tras una selección, encargaron 1.600 murales. La cuarta parte de ellos, unos 400, estaban relacionados con la historia de los indios nativo estadounidenses, acaso como resultado natural de las pretensiones del concurso: conmemorar la historia del país para cohesionarlo mediante la educación visual en momentos difíciles. Ahora están en proceso de digitalización para que puedan verse en una exposición online de la cual ya ha sido lanzada una primera etapa: Indians at the Post Office (Indios en la oficina de Correos). La muestra es un esfuerzo conjunto del Smithsonian Institution’s National Postal Museum, el National Museum of the American Indian y el United States Postal Service.

Los murales, pintados a lo largo de una década, abarcan todo tipo de estilos, desde la abstracción hasta el surrealismo, pasando por el naturalismo estadounidense del siglo XX. Dado que no hubo dirigismo ni vetos en cuanto a los temas por los organizadores, no se trata de narraciones gráficas precisamente rigurosas: abundan la mitología y la iconografía  de los indios de las praderas, pero también los estereotipos y lugares comunes.

"La evolución del maíz"

Sin embargo, hay ejemplos de excelente investigación histórica por parte de los artistas, como el mural The Evolution of Corn (La evolución del maíz), pintado en la oficina de Correos de Ames (Iowa) por Lowell Hauser, que yuxtapone la ancestral cultura agrícola maya con las técnicas modernas de cultivo; o en Osceola in Conference with Hernandez (Oscela reunido con Hernández), mural pintado en la sede postal de Tallahassee (Florida) por el inmigrante austriaco Eduard Buk Ulreich, que muestra a un líder indio negociando con un alto mando militar.

La exposición online, que permite ver cada mural y acceder a un ensayo sobre el autor y una descripción histórica de la escena, está dividida en ocho secciones. Las dos primeras contraponen los modos de vida de los indios según los murales sean pintados por artistas nativos o no nativos; Encounter (Encuentro) presenta las obras sobre el contacto de los indios con los emigrantes europeos, y Trade and Commerce (Industria y comercio) se detiene en las economías iniciales basadas en el trueque.

"No son reliquias del pasado"

Las otras cuatro partes exhiben obras basadas en la llegada de los misioneros (Evangelization, Evangelización), los enfrentamientos violentos entre los blancos y los nativos (Conflict, Conflicto), los acuerdos entre unos y otros (Treaties, Tratados) y los que los organizadores llaman The Myth of Extintion (El mito de la extinción), porque consideran que los indígenas en los EE UU "no son reliquias del pasado", sino un caudal de riqueza cultural "vivo y vibrante".

La historia que se visualiza en los 400 murales, escribe José Barreiro, del Smithsonian National Museum of the American Indian, es "impresionante" y revela "el poder y la responsabilidad de una nación" que se atreve a definirse. "Más allá de expresar la utilidad y el servicio del sistema postal, la misión civilizadora ocupa el centro del escenario y enmarca los temas clave de los indios americanos: el encuentro entre una supuesta forma primitiva y natural de vida, la colonización europea y el conflicto brutal que siguió", añade.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento