El refugio antiaéreo de la Guerra Civil que se encuentra bajo la plaza del Príncipe de Santander y que fue descubierto en el año 2006 durante las obras de remodelación de la plaza Porticada podrá visitarse el próximo otoño cuando el Ayuntamiento lo haya acondicionado y convertido en un nuevo centro de interpretación, que se sumará a los equipamientos del Anillo Cultural.

Las obras para el acondicionamiento de este espacio, de unos 155 metros cuadrados aunque apenas 100 útiles, podrían comenzar en el mes de junio y los visitantes empezarían a recorrer su galerías y a conocer su contenido el próximo otoño, según las estimaciones del Ayuntamiento de Santander dadas a conocer este martes por el alcalde, Iñigo de la Serna, durante la presentación del proyecto.

El alcalde ha destacado el "indudable valor" patrimonial, cultural histórico, turístico y didáctico de este espacio con el que el Ayuntamiento de Santander sumará al Anillo Cultural una parte de la historia que "no estaba cubierta" y cuya puesta en valor contará con un presupuesto municipal de 265.000 euros.

De esa cuantía, 150.000 euros se destinarán a la remodelación de este espacio y principalmente a solucionar los problemas de humedades y filtraciones de agua que actualmente presenta este refugio antiaéreo. Mientras que los 115.000 euros restantes se invertirán en el equipamiento museológico, que incluirá fotografías, audios, maquetas o uniformes, entre otros datos y vestigios de la Guerra Civil en Santander.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.