El pleno del Ayuntamiento de Jaén ha aprobado la revisión del plan de ajuste para acogerse a una tercera fase del plan de pago a proveedores en la que ha solicitado 36 millones de euros. Lo ha hecho gracias a la mayoría absoluta del PP frente a los votos en contra de IU y PSOE.

Los dos grupos de la oposición han rechazado, además, la urgencia con la que el asunto ha llegado al pleno, en cuyo orden del día no estaba previsto y sin pasar por comisión, y han criticado el escaso margen que han tenido para analizar la documentación.

El concejal de Hacienda, Miguel Contreras, que ha argumentado la premura en los plazos establecidos y ha negado que no se facilite la información, ha agradecido el apoyo del Gobierno central que con esta tercera fase habrá facilitado al Ayuntamiento el pago de más de 252 millones de euros a proveedores, al sumarse a los 208 de la primera y los 3,7 de la segunda.

Como en los anteriores, ha insistido en que prefiere "deberle a los bancos antes que a los proveedores", así como en los efectos al ayudar a mantener puestos de trabajo, de ahí que haya reiterado que supone también un "plan de empleo".

Una visión muy distinta tienen los grupos de la oposición. Tanto la portavoz de Izquierda Unida, Isabel Mateos, como el concejal socialista José Manuel Colmenero se han referido a un informe del interventor. Para la primera es "demoledor" y pone de manifiesto que al alcalde, José Enrique Fernández de Moya, "ya se le puede calificar de mal administrador, no de una empresa en concurso, sino en quiebra".

"Se carga la autonomía local", ha afirmado para aludir a una eventual "intervención" en caso de no cumplir con lo comprometido en un plan que, según ha lamentado, vuelve a "beneficiar fundamentalmente a las grandes empresas". Junto a ello, ha dicho que la revisión del plan de ajuste "se despacha en cuatro folios" con "conceptos vagos y difusos" respecto de la subida de tasas, de ahí que haya dado la bienvenida al alcalde como "míster tasas".

También en esta línea se ha pronunciado el edil del PSOE, quien se ha mostrado totalmente de acuerdo con pagar a los proveedores, "pero no a cualquier precio" y ello sin dejar los "informes desfavorables" de técnicos municipales. A su juicio, tras el plan de ajuste hay una "enorme subida de" impuestos", "recorte de personal", un "catastrazo" y "gravámenes máximos en tasas", además de preguntarse por "dónde está el plan de empleo" que supone cuando se ha alcanzado "el 40 por ciento de paro".

Tras asegurar, contrariamente a lo que sostiene el equipo de gobierno, que la mayoría de las facturas no son del anterior mandato, sino en "más del 95 por ciento del PP, Colmenero ha aludido al incremento en la deuda financiera "que se paga al siete por ciento. "¿Nos retienen la PIE porque no pagamos el plan anterior y nos metemos en otros 36 millones", se ha preguntado para cifrar en "10.000 euros por unidad familiar" lo que supondría distribuir los 252 millones de euros.

El responsable municipal de Hacienda ha recordado que el Decreto que articula este plan "dice que el interventor tiene que informar, no que tenga que informar favorablemente" y se ha mostrado convencido de la "sensibilidad" del Ejecutivo central para que el Consistorio pueda acogerse.

CAFETERÍA

Por otro lado, el pleno ha rechazado la moción presentada por IU sobre los extrabajadores de la cafetería de la estación de autobuses, que, por boca de dos de ellas, han podido exponer su situación en el debate. Ha votado en contra el grupo 'popular' y a favor, los de IU y PSOE.

Mateos y la concejal socialista Matilde Cruz han defendido que había posibilidad de incluir su subrogación en el pliego aunque no fuera obligatorio, algo que también han defendido los afectados en un turno de palabra. Mientras tanto, el concejal de Epasa ha incidido en que no cabe al tratarse del alquiler de un local y no la prestación de un servicio.

Entre otros asuntos, el pleno, que sigue desarrollándose, ha rechazado una moción sobre la 'Prohibición de prospecciones y explotaciones de hidrocarburos no convencionales mediante fractura hidráulica (fracking)'. IU y PSOE han votado a favor y el PP, no. Los grupos han repetido el sentido de su voto en la que pedía 'Nuevo modelo de transporte público para la ciudad de Jaén'.

Consulta aquí más noticias de Jaén.