El Ciclo de Puente Viesgo clausura este miércoles su XXIII edición con un homenaje a Benito Madariaga

Madariaga será galardonado por los organizadores de las conferencias de Puente Viesgo, fundadas por los guías de las cuevas del Monte Castillo, después de que el propio homenajeado imparta la última de las 13 conferencias programadas este año, todas ellas celebradas en el mismo escenario y el mismo horario, las 19.30 horas en el Gran Hotel Balneario.
Gonzalo Sánchez Eguren
Gonzalo Sánchez Eguren
CONFERENCIAS PUENTE VIESGO

La Sociedad de Amigos de las Cuevas del Castillo clausurará este miércoles la vigésimo tercera edición del Ciclo de Conferencias sobre Prehistoria de Puente Viesgo con un homenaje al escritor y cronista Benito Madariaga de la Campa, habitual colaborador de las charlas y experto en el estudio de la fauna en la prehistoria.

Madariaga será galardonado por los organizadores de las conferencias de Puente Viesgo, fundadas por los guías de las cuevas del Monte Castillo, después de que el propio homenajeado imparta la última de las 13 conferencias programadas este año, todas ellas celebradas en el mismo escenario y el mismo horario, las 19.30 horas en el Gran Hotel Balneario.

Con el título 'Signos y símbolos en las cuevas prehistóricas de la región', la conferencia de Madariaga sucede en el programa de este año a la impartida por el historiador Gonzalo Sánchez Eguren, que trató la situación de poblaciones de cazadores y recolectores, aislados durante siglos en su hábitat natural y muchos de ellos en peligro de extinción en la actualidad, en especial en la selva amazónica y en África.

Sánchez Eguren recalcó la dependencia vital de estos grupos de cazadores y recolectores de los recursos naturales de su entorno y el carácter estacional de éstos, que como el ponente recordó "pueden ser abundantes en un momento determinado y escasos en otros, lo que determina la demografía de estas poblaciones".

"Dado el carácter impredecible y efímero de estos recursos naturales, los grupos se concentran en período de escasez en banda o agrupamiento de varias familias que cooperan y se reparten de manera igualitaria el alimento, y se dispersan en las épocas de abundancia", agregó el conferenciante.

Gonzalo Sánchez Eguren comentó que estas comunidades de cazadores y recolectores la división del trabajo por sexos es "puramente funcional", aunque precisó que no todas ellas se rigen por las mismas normas.

Por lo general, las mujeres se ocupan de las tareas recolectoras, que constituyen la principal fuente alimentaria, ya que salvo algunos pueblos del Ártico, donde los recursos silvestres son escasos y la carne es el principal sustento, el 70% de los recursos consumidos por estas comunidades provienen de la recolección de bayas, tubérculos, bellotas, nueces, miel e insectos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento