Incluido el tramo que transcurre por el Paisaje Protegido Corredor Verde desde su confluencia con el río Agrio y hasta el límite con el parque natural de Doñana en la zona de Entremuros.

Eso sí, todas las capturas de boga y barbo deberán ser devueltas vivas al agua tras su captura.

La Junta abre la zona porque su flora y fauna está "en condiciones medioambientales sustancialmente mejores" que antes del vertido.

Desde hoy ya están vigentes las vedas y periodos hábiles de pesca deportiva continental para toda Andalucía.

Se han fijado las especies que se pueden pescar, los periodos y lugares para pescarlas, las modalidades, el número de ejemplares por pescador, los tamaños mínimos, las artes permitidas y los cebos.

Consulta aquí los pdf's del Boletín Oficial de la Junta de Andalucía del 15 de enero