El Tribunal Supremo ha confirmado la condena a tres años de prisión que la Audiencia de Madrid impuso en enero de 2006 a una profesora de infantil que abusó sexualmente de una niña de cuatro años, alumna de un colegio público de San Martín de la Vega.

La sentencia desestima el recurso interpuesto por la maestra contra la resolución de la Audiencia, que también la condenó a no volver a enseñar a menores.

El Supremo eleva la indemnización para la menor de 300 a 18.000 euros

El Supremo eleva la indemnización para la menor de 300 a 18.000 euros.

Este aumento se debe a que la niña, "tras haber sufrido la agresión, precisó tratamiento psicológico para hacer posible un adecuado desarrollo psicoafectivo".

La Consejería de Educación es responsable subsidiaria del pago.

Tocamientos en el baño

La sentencia considera probado que el 26 de marzo de 2001 María Aurora O., valiéndose de su condición de profesora, se dirigió a la niña en el patio del colegio, le indicó que la acompañara al cuarto de baño y allí le efectuó tocamientos "con el fin de satisfacer sus deseos sexuales".

La espontaneidad de un niño es incontestable

La profesora alegó en sus defensa que la única prueba que se utilizó contra ella fue la declaración de la niña, pese a su corta edad.

El tribunal contesta que "la espontaneidad de un niño es incontestable", y que también se ha tenido en cuenta el testimonio de la madre.