La Delegación del Gobierno en Cantabria ha confirmado las multas de 300 euros impuestas a ocho miembros de la Plataforma de Afectados por las Hipotecas (PAH) de Torrelavega que participaron en el 'escrache' frente al domicilio del alcalde, Ildefonso Calderón, el pasado 18 de abril.

De esta forma, la Delegación de Gobierno desestima el recurso presentado por los ocho integrantes de la PAH de Torrelevaga el pasado 25 de junio. Varios de ellos presentarán este miércoles, 21 de agosto, a las 11 horas, nuevos recursos en la Ventanilla Única de Torrelavega, sita en la Plaza Baldomero Iglesias.

La PAH de Torrelavega señala en un comunicado de prensa que las ocho propuestas de resolución que la Delegación ha emitido son "prácticamente idénticas", al igual que lo fueron los acuerdos de iniciación de expediente sancionador, "sin concretar en cada caso cuál era la conducta sancionable de cada uno".

Añade que la última comunicación de la Delegación del Gobierno dirigida a los ocho ciudadanos, fechada el 31 de julio, en la que desestima sus alegaciones, incluye una nota de la Dirección General de la Policía, firmada sin nombre, sino con dos números de agentes, en la que se reconoce que no se identificó in situ a los ocho sancionados.

La PAH de Torrelavega ha hecho público este documento, en el que se señala que "los allí concentrados superaban el número de 30 personas", y los policías que cubrían el servicio "no eran más de tres", por lo que la identificación in situ hubiera necesitado "muchos más funcionarios".

Asimismo, se indica que no se consideró necesario identificarlos en el momento porque los ocho afectados "eran conocidos por la Policía" y su identidad fue "verificada posteriormente a través de fotografías en dependencias policiales".

"persecución política y policial"

Por todo ello, la PAH y los afectados por las multas "consideran probada la persecución política y policial" y avisan de que están "decididos a llegar a las últimas instancias judiciales no sólo para evitar la sanción económica, sino para poner un freno a la represión y persecución de la crítica social al Gobierno".

Según la PAH, la Delegación del Gobierno reconoce que "no hubo desórdenes públicos" pero sanciona a los supuestos organizadores por no haber comunicado ni la concentración ante la sede del PP en Torrelavega ni la posterior manifestación por diversas calles y entidades bancarias de la ciudad.

La Plataforma recuerda en un comunicado de prensa que el Juzgado de Instrucción nº 1 de Torrelavega no aceptó la denuncia presentada por el alcalde de Torrelavega, Ildefonso Calderón, ya que no se había alterado el orden público y porque la PAH ejerció su derecho a manifestarse de forma "espontánea".

Consulta aquí más noticias de Cantabria.