Los andaluces tendremos derecho a opinar sobre la reforma del Estatuto de Andalucía pactada por los partidos políticos el próximo domingo 18 de febrero. Manuel Chaves anunció ayer que ese día será el referéndum para que ciudadanos se decidan por el sí o el no en las urnas, a pesar de que muchas encuestas afirman que gran parte de ellos no conoce la redacción del nuevo texto.

La próxima consulta popular cierra un largo proceso que comenzó en junio de 2001 y en el que se han sucedido las reuniones para llegar a un consenso. Finalmente el nuevo Estatuto cuenta con 250 artículos, por los 75 que tiene el actual, e incluye un porcentaje de inversiones del Estado equiparable a lo que representa la población andaluza (18%), y una referencia a la «realidad nacional» andaluza como «nacionalidad histórica». Además, establece un mandato para cuantificar la deuda histórica en seis meses y liquidarla en el ejercicio siguiente.

El próximo 18 será la séptima consulta de este tipo que se realiza a los andaluces desde el inicio de la Transición. La primera de ellas, que se celebró el 15 de diciembre de 1976 y en la que se preguntó sobre la Ley para la Reforma Política, registró el mayor porcentaje de participación (77,8%), mientras que el último referéndum, sobre la Constitución Europea, fue el que tuvo una menor participación, con algo más del 40%.

Por su parte, el del 28 de febrero de 1980, por el que Andalucía accedió a la autonomía plena, registró 63,8% de participación.

Partido socialista

Sí, a más derechos

«Sí, porque es un Estatuto de máximos útil y ambicioso. Está pensado por y para todos los andaluces. Su texto otorga nuevos derechos y recoge más avances sociales».

Partido popular

Sí, al consenso

«Creemos en el sí para el Estatuto porque es un texto útil, al servicio de los intereses de Andalucía y que ha tenido el suficiente consenso. Es un buen instrumento de futuro».

Izquierda unida

Sí, a competencias

«Vamos a pedir el sí, porque es un Estatuto que interesa a los andaluces. Está cargado de derechos sociales, amplía las competencias y otorga una financiación suficiente».

Partido andalucista

No, a un texto de 2ª

«Decimos no, porque nos manda a la segunda división de las autonomías, ya que acuerda un nivel de autogobierno, de competencias y de financiación inferior al de Cataluña».