El Pi (Proposta per les Illes) ha criticado este sábado que los taxis-triciclo de Sant Antoni suponen una "competencia desleal" en contra del resto del sector debido a que actúan, según han señalado, "al margen de las tarifas oficiales" por lo que piden a las autoridades ibicencas que aclaren si hay "trato de favor con la permisividad" con estos vehículos.

Desde la formación, han señalado en un comunicado que han pedido "en numerosas ocasiones", y mediante escritos presentados de manera oficial, que se aclaren "todas" estas actuaciones.

Según han explicado, "al no obtener respuesta", han puesto de manifiesto "la arbitrariedad en la manera de trabajar del PP" en una materia que afecta directamente a "la imagen y el sector turístico de esta localidad".

En este sentido, han recordado que el pasado 8 de junio, el Pi denunció públicamente que durante los últimos dos años los taxis-triciclo han trabajado sin ningún tipo de control por parte del Ayuntamiento de Sant Antoni y "sin dar cuentas ni a Hacienda ni a la Seguridad Social".

"Ante esto, han señalado, el Consistorio ibicenco ha iniciado los trámites para legalizar esta actividad, obligándoles a tener un registro de pasajeros, emisión de facturas por la prestación de los servicios de transporte o el seguro de los vehículos".