Tras esta resolución judicial se deberá volver a dilucidar cómo se compensa a López Alonso por el caso del Banco de Valladolid y cuáles son los daños y perjuicios que se derivan de esta causa, que el ex banquero calcula en «muchos miles de millones de euros», informa Efe.

 

Tras años de litigios, el Tribunal Supremo sentenció que el Fondo debía devolver a López Alonso los títulos que éste entregó como aval cuando vendió el Banco de Valladolid en 1981, aunque al ejecutar la sentencia por parte del juzgado de primera instancia número 4 de Madrid se ordenó que, en lugar de esos títulos, se le abonara la cantidad de 26,5 millones de euros.