La mujer no perdió la conciencia y fue atendida inmediatamente por los Bombers de un golpe en la rodilla antes de ser trasladada al hospital. El incidente obligó a mantener interrupciones parciales entre Can Boixeres y Horta.