La Consejería de Obras Públicas y Ordenación del Territorio y los ayuntamientos de la Región de Murcia trabajarán de forma conjunta y unirán sus recursos para intentar evitar que las familias murcianas pierdan sus viviendas, como consecuencia de un procedimiento de desahucio.

Este es el objetivo que recoge el convenio suscrito este jueves entre el consejero, Antonio Sevilla; y el alcalde de Murcia y presidente de la Federación de Municipios de la Región (FMRM), Miguel Ángel Cámara, que contempla la puesta en funcionamiento del Servicio de Orientación e Intermediación Hipotecaria.

A través de este acuerdo, según Sevilla, la Federación "se suma a la asistencia que presta la Administración regional ante los procesos de ejecución derivados por el incumplimiento de préstamos o créditos hipotecarios generados en actual contexto de crisis económica".

Desde el pasado mes de enero, la Administración regional "realiza una intermediación entre los ciudadanos y los agentes implicados en los procesos hipotecarios, al objeto de evitar procedimientos de desahucio del domicilio de las personas afectadas y sus familias".

Los distintos municipios de la Región que se adhieran a este convenio participarán en el Servicio de Orientación e Intermediación Hipotecaria de la Comunidad como servicios locales, y asumirán las funciones de información a través de los órganos municipales existentes.

El apoyo que ofrece la Comunidad en esta materia se puede solicitar a través de los servicios sociales municipales o del teléfono de información 012.

En ambos casos, se informará sobre los requisitos de acceso al Servicio de Orientación e Intermediación Hipotecaria a todas las personas que lo demanden y se les remitirá al Servicio Local competente según el municipio donde estén empadronadas.

Además, se les explicará las ayudas sociales que dispone el Instituto Murciano de Acción Social (IMAS) y se les facilitará el acceso a las prestaciones a que pudieran tener derecho.

En los supuestos en los que se requiriera la intermediación con la entidad financiera o estuvieran interesados en acceder a las bolsas de vivienda de alquiler de las entidades bancarias, los servicios locales remitirán a los interesados a la Consejería de Obras Públicas y Ordenación del Territorio.

Desde la Consejería, que es donde está situada la oficina del Servicio de Orientación e intermediación Hipotecaria, se realizan las funciones de intermediación con los agentes implicados en los procesos hipotecarios.

Además del acuerdo de hoy, el Ayuntamiento de Murcia tiene en vigor otras medidas de ayuda a personas y familias que se han visto desalojadas de su residencia habitual por el impago de la hipoteca y que se encuentran en situación de especial vulnerabilidad social.

Una de ellas es la adhesión a otro convenio que permite la creación de un fondo que ofrece viviendas en alquiler a bajo precio y en el que colaboran la Federación Española de Municipios y Provincias, los ministerios de Economía y Competitividad, Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Fomento, Banco de España, la Plataforma del Tercer Sector (Organizaciones no Gubernamentales), las patronales bancarias y 33 entidades de crédito.

En este sentido, el alcalde ha manifestado su confianza en que con ambas iniciativas "se palie la dramática situación que los desahucios representan para las familias y se reduzca este padecimiento social de los murcianos que, como consecuencia de la crisis, se han encontrado con la imposibilidad de hacer frente a sus préstamos hipotecarios".

Consulta aquí más noticias de Murcia.