Los ayuntamientos de Bossòst y Les han urgido este jueves a levantar el cierre vial y las continuas restricciones al tráfico que las autoridades francesas están imponiendo en el paso fronterizo que conecta con la N-230 y también con la N-141, según un comunicado de Unitat d'Aran, formación que gobierna ambos consistorios.

En su comunicado, los ayuntamientos reclaman abrir pasos alternativos y afirman que esperan la mediación de la Subdelegación del Gobierno en Lleida así como del Conselh Generau d'Aran para hacer llegar esta petición a las autoridades francesas competentes.

Los consistorios aseguran que entienden y comparten con los municipios franceses afectados la situación excepcional tras la riada del Garona y consideran que la conexión entre los dos territorios es hoy más necesaria para la actividad turística y comercial de Les y Bossòst así como para los vecinos franceses que quieren acceder a los servicios de los municipios araneses con cierta normalidad.

Consulta aquí más noticias de Lleida.