El director general de Carreteras, José Guijarro, ha anunciado este miércoles que la Consejería de Obras Públicas y Ordenación del Territorio "invertirá en los próximos seis meses más de un millón de euros para devolver la operatividad y seguridad de dos carreteras del sur de Lorca, la D-11 y D-12, que abarcan un total de 20 kilómetros".

Se iniciarán de manera "inmediata" las obras reparación de las dos carreteras autonómicas que forman parte del plan de restitución de las vías dañadas por el terremoto de Lorca y que inició el pasado año la Consejería de Obras Públicas y Ordenación del Territorio, planificación que concluirá en 2016.

Los proyectos de recuperación de las citadas carreteras consiste en el saneo de blandones, la regularización del firme, la renovación de la capa de rodadura y señalización, así como el revestimiento de cunetas.

"El denominado Camino Viejo del Puerto, RM D-11, es una carretera muy importante para Lorca porque presta servicio a toda la zona sur de la ciudad, cuyo tráfico supera los 4.000 vehículos al día", ha señalado el director.

En esta vía, además, se reconstruirán los taludes y se repondrán los muros dañados en los seísmos. La obra tiene un importe de 576.000 euros y su plazo de ejecución será de seis meses.

Por otra parte, el director general de Carreteras ha indicado que la obra de la carretera que comunica el sur de Lorca con la RM-621, RM D-12 se realizará en un plazo de cuatro meses, y cuenta con un presupuesto de 511.303 euros.

Consulta aquí más noticias de Murcia.