Un niño de dos años que recibió un trasplante de corazón mantiene en vilo a Argentina

  • Renzo sobrevive conectado a una máquina a la espera de que el órgano que le donaron funcione correctamente, ya que por el momento no es efectivo.
  • Se espera que su estado mejora para evitar un segundo trasplante.
  • Nació con una miocardiopatía, y desde entonces ha estado en el hospital.
  • La sociedad argentina está pendiente de él a través de las redes sociales.
Renzo, el niño argentino de dos años que mantiene en vilo a Argentina por el estado de su corazón.
Renzo, el niño argentino de dos años que mantiene en vilo a Argentina por el estado de su corazón.
FACEBOOK

Miles de argentinos permanecen estos días pendientes de la evolución de Renzo, un pequeño de dos años con problemas cardíacos que sobrevive conectado a una máquina a la espera de que funcione mejor el corazón que le trasplantaron hace una semana, algo que de no producirse, provocaría que el niño tuviese que recibir un segundo corazón.

La historia de Renzo recorre este domingo las portadas de los principales periódicos locales y de las redes sociales, a través de las cuales los ciudadanos argentinos están expresando su solidaridad con los padres del niño, que han pedido que recen por él.

"Les pido más plegarias que nunca", solicita en Twitter Haroldo Antonelli, padre del pequeño, un petición que fue replicada seguidamente centenares de veces en esa misma red y trasladada también a Facebook.

Al poco de nacer, los médicos comunicaron a los familiares que Renzo sufría una miocardiopatía, que afecta a la fuerza del corazón para bombear sangre y oxigenar el resto del cuerpo.

A causa de esa enfermedad, Renzo tuvo que permanecer desde entonces hospitalizado en Buenos Aires, conectado a un corazón artificial que le mantenía con vida.

El pasado noviembre el pequeño sufrió un accidente cerebro-vascular que le inhabilitó temporalmente la vista y el oído, y le paralizó la mitad del cuerpo.

Su familia habla de él en Twitter y Facebook

La situación de Renzo saltó pronto a los medios de comunicación y el niño se hizo muy conocido entre los argentinos, que expresaron pronto su solidaridad con él y su familia, y se emocionaron al saber que el pasado sábado recibiría el corazón de una niña de su misma edad fallecida en un accidente de tráfico.

Su madre, Belén, se mostraba entonces esperanzada en la evolución de su hijo y agradecida con la familia de la pequeña donante. "En Renzo viven dos personas, vive él y vive ese angelito que le donó el corazón", escribió en Facebook.

Este domingo Belén mantiene el anhelo de que el corazón que recibió su hijo, que tiene un rendimiento insuficiente para cubrir sus necesidades, comience a funcionar mejor y pueda evitarse un segundo trasplante.

"Mañana los médicos van a probar si el corazoncito toma fuerza en un último intento", dijo a los medios de comunicación.

Jorge Ramos, abuelo de Renzo confirmó que "los médicos hicieron un trabajo excelente, pero lamentablemente el corazón no alcanza a cubrir las necesidades del organismo de mi nieto". "El nene necesitaba el motor de un camión y le dieron uno que funciona como el de un Fiat 600", explicó Ramos al diario Crónica.

"No hay otra alternativa que rezar y esperar la llegada de un nuevo órgano", añadió.

Mientras, en la página 'Un corazón para Renzo' de Facebook, abierta por Haroldo Antonelli, que cuenta con casi 2.600 seguidores, los argentinos muestran su solidaridad y afirman que "Renzo es de todos porque todos podemos ser Renzo".

En otras páginas similares, creadas por los usuarios, se sigue día a día la evolución del pequeño.

A la espera de saber si su recién estrenado corazón aguanta o la llegada de un nuevo trasplante, Renzo permanece internado en el hospital pediátrico nacional Garrahan, de Buenos Aires.

Desde este sábado volvió a la lista del Instituto Nacional Central Único Coordinador de Ablación e Implante (Incucai) por si fuera necesario localizar otro corazón.

La cardióloga argentina Elena Ferreiro, quien trató a Renzo desde el principio, destacó como "algo muy positivo" que el pequeño "no tuvo complicaciones renales ni deterioro de ningún tipo", en la primera intervención, lo que facilita un eventual segundo trasplante.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento