Valderas garantiza "lealtad y entrega" al liderazgo de Maíllo en IULV-CA y niega que vaya a haber bicefalia

Deja la Coordinación General con la "satisfacción" de haber cumplido una "asignatura pendiente desde 1994", gobernar en Andalucía
Diego Valderas
Diego Valderas
EUROPA PRESS/ARCHIVO

El coordinador general de IULV-CA, Diego Valderas, que abandonará el cargo el próximo domingo, en el marco de la XIX Asamblea Andaluza de la federación de izquierdas, ha asegurado que su "lealtad y entrega" al futuro liderazgo de Antonio Maíllo están garantizadas "por encima de todo", negando que vaya a haber ningún tipo de bicefalia. Asimismo, dice irse tras 12 años al frente de IULV-CA con la "satisfacción" de haber cumplido una asignatura que su formación tenía "pendiente" desde el año 1994, "la de gobernar en Andalucía".

Valderas ha recordado a Europa Press que en esa fecha los andaluces "nos dijeron que nos metiéramos en harina y no lo hicimos", refiriéndose así a la llamada 'época de la pinza', en la que IULV-CA decidió no gobernar con el PSOE-A, un partido que al quedar en minoría no pudo sacar adelante los Presupuestos, lo que llevó al entonces presidente de la Junta Manuel Chaves a convocar en 1996 un adelanto electoral que le costó a IULV-CA siete diputados menos.

"Por más que explicamos en su momento esa decisión, los andaluces no lo entendieron", ha apuntado el líder de IULV-CA, quien ha destacado que ahora sí que han entendido la decisión de entrar en el Gobierno andaluz "en el momento más difícil". "Hemos asumido una responsabilidad y agradezco que esté siendo premiada, ya que no hay una encuesta que no dé a IULV-CA un porcentaje de voto superior al 17 por ciento, seis puntos por encima de lo que logramos en las últimas autonómicas", ha apostillado.

Sobre Antonio Maíllo, quien previsiblemente cogerá el testigo al frente de la federación de izquierdas, ha destacado que se trata de una persona "entrañable, con una gran valía, unos niveles de conocimiento enormes, una humanidad a prueba de resistencia, amigo de sus amigos y, a veces, de sus adversarios, y con un proyecto político de clase que le lleva a tener Andalucía en su cabeza".

"Es uno de los hombres fuertes de mi Consejería, director general de Administración Local, y al que me va a costar tener que sustituir", ha afirmado Valderas, quien también ha apuntado se trata de una persona idónea para el tiempo político que viene y en el que IULV-CA tiene que "hacer hegemonía en el pensamiento y sentimiento de la izquierda en el conjunto de Andalucía".

Tras insistir en que su sucesor sólo va a encontrar en él un "colaborador" porque nunca ha entendido ni compartido las bicefalias, Valderas considera que dejar la Coordinación General de IULV-CA no supone ninguna despedida, ya que, el propio Maíllo le ha comunicado que va a contar con él para la nueva dirección andaluza, donde tendrá la oportunidad de aportar "experiencia".

El aún coordinador general de IULV-CA, que ha afirmado que en esta nueva etapa que comienza en unos días se dedicará "intensamente" al trabajo en la Vicepresidencia de la Junta y podrá tener "más responsabilidades de carácter nacional", no ha descartado la posibilidad de poder ser el candidato a la Junta en las próximas autonómicas, una decisión "que corresponde a la militancia".

"me siento joven,

Como un niño"

"En un proyecto de estas características y al que uno debe tanto, tiene que dejar abiertas las puertas con toda naturalidad y quedar a disposición del proyecto", ha manifestado Valderas, quien ha dicho sentirse joven, "como si fuera un niño o un adolescente" en comparación con la edad que tienen otros dirigentes políticos, poniendo el ejemplo de Xosé Manuel Beiras.

El dirigente de izquierdas, que asegura tener cubierto el ego desde que con tan solo 26 años fue elegido alcalde de su localidad, Bollullos Par del Condado (Huelva), reconoce que los doce años en los que ha estado al frente de IULV-CA han sido los "más intensos" de su trabajo público y han supuesto para él la carrera universitaria que no pudo realizar por las condiciones económicas de su familia.

"Han sido una universidad de la vida", ha manifestado Valderas, quien recuerda como uno de los "mejores momentos" de estos años que IU haya logrado un acta de concejal en el Ayuntamiento de Lepe (Huelva) y no porque se su hijo quien la ocupe. Entre los momentos "más negros" que guarda en memoria se encuentra el haber tenido que expedientar a la Asamblea de su pueblo para hacer cumplir el discurso y los Estatutos de IULV-CA.

Se plantea escribir un libro

Todos estos momentos y muchos más podrían ser plasmados en un libro que Valderas no descarta escribir. De hecho, reconoce que piensa dedicar un tiempo a recopilar las "miles de anécdotas" que tiene y a explicar por escrito lo que es ser un dirigente y lo que no. "Es hora de empezar a reunir datos con tranquilidad y de aportar la sabiduría que he adquirido del intelectual colectivo que me ha dado mi organización", ha explicado.

Preguntado sobre si una lista única en la XIX Asamblea de IULV-CA habría sido un buen broche para su despedida como coordinador general, después de que el CUT-BAI haya anunciado que presentará una lista alternativa, Valderas ha respondido que siempre ha sido una persona que ha tenido la mano de manera permanente, pese a que en muchas ocasiones se la hayan "mordisqueado".

"En muchos casos el no alcanzar una lista de integración es por intransigencia de la minoría, que no asume su condición de minoría, pese a que las mayorías deben ser generosas y el PCA lo es", ha advertido el dirigente de izquierdas, quien ha dicho esperar que aún haya tiempo de que el CUT-BAI reflexione y pueda lograrse una candidatura de consenso en la Asamblea Andaluza.

"los que esperaban una pugna deben estar defraudados"

En esta línea, ha querido dejar claro que aquellas personas que dentro de su organización esperaban "una pugna" en referencia a su persona deben estar "defraudados porque no la han encontrado". Y es que, según ha apuntado, siempre dijo que cuanto uno tiene agradecimiento a mucha gente tiene que saber devolverlo. "Y yo lo he devuelto en el terreno de la serenidad y de la elaboración colectiva", ha apostillado.

Finalmente, ha hecho hincapié en que ha llegado un tiempo político de cambios democráticos importantes y de decirle al conjunto de la organización que tiene que "formarse y engrandecerse más" y que cada militante la obligación de traer otro militante, rompiendo la distancia entre un militante y 40 votantes. "Tenemos que lograr que haya una mayor fuerza y una militancia con un mayor conocimiento y formación porque discurso político nos sobra", ha concluido.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento