Protección Civil ha alertado de la entrada de una masa de aire frío este viernes por el noroeste peninsular que se extenderá, durante el fin de semana y principios de la próxima semana, al resto de la Península, y que supondrá un "descenso brusco" de las temperaturas, con mayor incidencia en las diurnas. Además, vendrán acompañadas de episodios de lluvia y nieve.

En un comunicado, recuerda que esta bajada de los termómetros puede incluso apreciarse suavemente en Canarias, donde se espera que, con este ligero descenso, sus temperaturas vuelvan a valores climatológicamente habituales para esta época del año.

En la Península y Baleares, las temperaturas durante el próximo sábado, el domingo y el lunes serán significativamente más bajas que las habituales para esta época del año. Los descensos más acusados se esperan progresivamente en el norte peninsular durante el viernes; en Baleares y en toda la Península salvo el extremo sureste, durante el sábado y en la mitad sureste peninsular, especialmente el extremo sureste, durante el domingo.

Asimismo, se espera que en amplias zonas de la mitad norte peninsular las temperaturas máximas no superen los 10 ºC y las mínimas desciendan por debajo de 0 ºC. Las heladas serán más acusadas (-2 a -5 ºC) en el interior del área cantábrica, en Castilla y León, Pirineos y área de los Sistemas Central, Ibérico y zonas altas del Penibético.

Con respecto a las precipitaciones, no se esperan o serán tan sólo débiles y ocasionales en el sur de Galicia, en gran parte de Extremadura, en Andalucía occidental y en Canarias. Sin embargo, según Protección Civil son probables las precipitaciones localmente fuertes o persistentes en áreas del extremo norte y del este de la Península, así como en Baleares.

A ello hay que añadir el que, a partir del viernes, la entrada fría del norte dará lugar a un acusado y progresivo descenso de la cota de nieve en la Península, situándose al final del día entre 500 metros y 900 metros en la mitad noroeste, y entre 900 y 1.500 metros en el resto; el sábado, entre los 500 y 1000 metros en el tercio norte, alrededor de 1.800 metros en la zona centro y el domingo entre 500 y 900 metros en el tercio norte, entre 700 y 1.200 metros en la zona centro, y entre 1000 y 1500 metros en el sur.

Por último, las bajas temperaturas se mantendrán durante la jornada del lunes, durante la cual es posible que se inicie una lenta y suave recuperación que no se apreciará "claramente" hasta días posteriores.

Consulta aquí más noticias de Murcia.